Bajío

Productividad laboral en Bajío muestra debilidad en tercer trimestre

Querétaro acumula dos trimestres con caídas en el indicador. En julio-septiembre de este año registró la caída más profunda desde igual periodo de 2013.
Jassiel Valdelamar
14 diciembre 2016 8:29 Última actualización 14 diciembre 2016 8:30
trabajadores

Si bien San Luis Potosí fue el único estado del Bajío que registró una tasa de crecimiento positiva en el tercer cuarto del año, ésta fue apenas de 1.2 por ciento anua

La productividad laboral en la industria manufacturera cayó en el tercer trimestre de 2016 en la mayoría de los estados del Bajío, en línea con el total nacional, de acuerdo con en el Índice Global de Productividad Laboral de la Economía que se calcula con base en las horas trabajadas.

Según los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), entre los estados de la región, Aguascalientes es uno de los que ha mostrado una mayor debilidad, ya que durante cuatro trimestres consecutivos la productividad se mantiene en contracción. Sólo en el tercer trimestre, la entidad registró una caída de 1.9 por ciento anual.

Por su parte, Guanajuato reportó una contracción de la productividad de 0.7 por ciento anual en el tercer trimestre, acumulando así dos trimestres con tasas de crecimiento negativas luego de un moderado repunte de 1.9 por ciento en el primer cuarto del año.


Querétaro, una entidad que ha tenido fuertes tasas de crecimiento económico en los últimos años, acumula de igual manera dos trimestres con caídas en el indicador. En el tercer trimestre la productividad descendió 2.6 por ciento anual, siendo esta la caída más profunda desde el tercer trimestre de 2013.

Si bien San Luis Potosí fue el único estado del Bajío que registró una tasa de crecimiento positiva en el tercer cuarto del año, ésta fue apenas de 1.2 por ciento anual, cuando un trimestre antes la productividad laboral había crecido 6.8 por ciento.

En cuanto al resto de los estados del país, Tabasco, Michoacán, Guerrero y Sonora destacaron como las entidades con las tasas de crecimiento en la productividad más elevadas, con 9.5, 8.0, 6.7 y 5.4 por ciento anual.