Bajío

No intenté subirme el sueldo: alcalde de Tequis

El presidente municipal, Raúl Orihuela, dice que se trató de un mal entendido: "el punto de acuerdo era para hacer notorio que no iba a haber incremento".
LOURDES DURÁN PEÑALOZA
09 octubre 2015 9:16 Última actualización 09 octubre 2015 9:22
punto de acuerdo

Punto de acuerdo para revocar la reducción de salarios en Tequisquiapan. 

El presidente municipal de Tequisquiapan, Raúl Orihuela González, negó que haya intentado subirse el salario a más de 100 mil pesos mensuales, apenas un día después de haber rendido protesta como edil de la demarcación.

Según consta en un documento firmado por el propio Orihuela, el pasado 2 de octubre el ya alcalde del municipio de Tequisquiapan presentó ante el cuerpo de regidores del Ayuntamiento un punto de acuerdo que buscaba dejar sin efectos una reducción aprobada al salario que anteriormente percibía el presidente municipal.

Orihuela afirmó que se malinterpretó el punto de acuerdo que presentó ante los regidores.


Dijo que desde un inicio su propuesta al frente de la alcaldía fue conservar el plan de austeridad convenido por la anterior administración.

Según el alcalde, el punto de acuerdo era “para hacer notorio que no iba a haber incremento. Si se dan cuenta, ninguno de la fracción de mi partido (el Verde Ecologista de México) votó a favor del punto. Inclusive cuando se hizo uso de la voz por parte de la fracción el representante dijo que de ninguna forma, porque estamos en tiempos de austeridad”.

Lo que se buscó, insistió, ratificar el convenio, dado que éste vencía con el término de la administración 2012-2015.

"Para hacer notorio que no íbamos a aumentar el sueldo y que conservamos el 50 por ciento de descuento toda mi fracción se pronunció en favor de ajustarnos a ello; esa fue la propuesta (…) si no hago la propuesta ante cabildo, automáticamente se hubiera aumentado, a razón que el convenio de austeridad se terminaba”, comentó.

Raúl Orihuela destacó que durante los tres años de su gobierno percibirá un salario de 51 mil pesos mensuales menos impuestos, en tanto que los regidores, ajustados también al plan de austeridad, percibirán una dieta mensual de 27 mil 500 pesos menos impuestos.