Bajío

Libres, los involucrados en fraude de la Caja 30 de Agosto

La Procuraduría General de Justicia de Querétaro informó que, por disposición de un juez federal, las personas detenidas por este caso fueron liberadas el pasado 15 de septiembre.
SIRSE ROSAS
22 octubre 2015 22:33 Última actualización 22 octubre 2015 22:41
Caja 30 de agosto

Caja 30 de Agosto. Tenía su centro de operaciones en Querétaro. [Sirse Rosas]

QUERÉTARO, Qro. Por resolución de autoridades federales, se determinó que no existe conducta delictiva que perseguir en el caso de la Caja 30 de Agosto, S.C.L., por lo que las personas que se encontraban detenidas fueron puestas en libertad desde el pasado 15 de septiembre, informó la Procuraduría General de Justicia (PGJ).

En un comunicado, detalló que el expediente fue atendido por un juez federal, quien determinó que la denuncia, por la temática señalada, es únicamente de competencia federal.

“Por eso, a pesar de los esfuerzos realizados desde el inicio de la presente administración estatal, la Procuraduría del Estado queda restringida en cuanto a su investigación e intervención, quedando la indagatoria como una labor exclusiva de las autoridades federales."


Subrayó que las labores realizadas respecto del caso, fueron completamente ejecutadas por la administración estatal anterior, y la actual se ha ocupado en darle seguimiento al tema “sabiendo el interés de la población al respecto”.

“Lamentamos las determinaciones que con anterioridad al inicio de esta administración se han tomado al respecto, y reiteramos nuestra disposición para hacer las aclaraciones pertinentes."

La PGJ informó que se realizará una revisión a fondo del caso, a fin de estar en condiciones de informar a aquellas personas perjudicadas, por lo que será la instancia de orientación e información respecto al tema.

Cabe recordar que la Caja 30 de agosto quebró el 10 de febrero de 2014, y tenía presencia en municipios guanajuatenses de Celaya y Silao, mientras que en Querétaro operaba dos sucursales, una de ellas en la delegación municipal de Santa Rosa Jáuregui, en donde ubicaba la oficina matriz.

El monto global del fraude que se cometió en la 30 de agosto ascendió a 693 millones de pesos.
 A través del Fondo para el Fortalecimiento de Sociedades y Cooperativas de Ahorro y Préstamo y de Apoyo a sus Ahorradores (Fipago), los socios recuperaron 226 millones de pesos, de los cuales 100 millones fueron aportados por el anterior gobierno estatal.