Bajío

Fondeo de pensiones, reto de municipios queretanos

Querétaro y Corregidora han creado reservas o fondos económicos para su uso en futuras administraciones; de no ser por ello, la situación de ambos sería preocupante, advierte Roxana Muñoz, de Moody's.
Alan Contreras 
16 junio 2017 10:56 Última actualización 18 junio 2017 13:39
pensiones

(Cuartoscuro)

Uno de los retos más importantes que deben afrontar los municipios de Querétaro y Corregidora para el mediano y largo plazo son los pasivos por pensiones no fondeadas, informó la analista vicepresidenta asociada de Moody´s México, Roxana Muñoz.

No obstante, refirió que la calificadora destaca el manejo positivo que han hecho los gobiernos municipales en este tema, con la creación de reservas o fondos económicos para su uso en futuras administraciones.
La analista dijo que, de no haber tomado acciones en sus sistemas de pensiones, la situación financiera de ambos municipios sería preocupante.

Sin embargo, Muñoz recalcó que las acciones que han implementado han propiciado que el pago por pensiones no rebase el 1 por ciento de sus ingresos, lo cual es manejable y se origina de sus presupuestos.

Las reservas económicas ayudarán a que futuras administraciones no registren presión latente por el pago de pensiones y jubilaciones, además de que fortalecerá la calificación crediticia que les ha otorgado Moody´s México


“Hubieran tenido presión en el mediano plazo de cinco a diez años, de no haber hecho estas reservas”, señaló la vicepresidenta asociada de Moody´s México.

Respecto al sistema de pensiones del municipio de Corregidora, el secretario de Finanzas, Gustavo Arturo Leal Maya, refirió que el fondo cuenta con tres millones de pesos y lo está generando la administración, aunque en próximas fechas los trabajadores podrán hacer aportaciones.

Un estudio que realizó el gobierno indica que se tienen que reservar 19 millones de pesos para disminuir riesgos financieros en próximos años. El gasto anual para el pago de pensiones y jubilaciones en el gobierno de Corregidora es de 8 millones de pesos.

Roxana Muñoz comentó que los municipios deben mantener la base de ingresos fuerte y contener el gasto.

“Creemos que deben tener cuidado en el gasto, porque el aumento de la población les puede provocar algo de presión”, destacó.