Estados del Bajío descienden peldaños en el Índice de la Paz México
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Estados del Bajío descienden peldaños en el Índice de la Paz México

COMPARTIR

···

Estados del Bajío descienden peldaños en el Índice de la Paz México

La mayor caída fue la de San Luis Potosí, que pasó del sitio 13 al 18; Guanajuato mejoró en el ranking, pero es el último lugar de la región

Alan Contreras
13/04/2018
Seguridad.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Querétaro, Aguascalientes y San Luis Potosí bajaron en las posiciones que define el Institute For Economics & Peace a través de su Índice de la Paz México (IPM) 2018, debido que incrementaron los índices de homicidios, delitos con violencia y crímenes de la delincuencia organizada, con respecto a los resultados del 2017.

El estado de Querétaro pasó de la posición octava a la décima, al incrementar su calificación del IPM de 1.632 en 2017 a 2.010 en 2018, por debajo del promedio nacional, de 2.264.

Aguascalientes dejó la posición 11 para arribar a la 13, al pasar de 1.779 a 2.223, y San Luis Potosí pasó de la 13 al 18, aumentando su calificación de 2.041 a 2.472.

Aunque Guanajuato mejoró en su posición, al pasar del sitio 21 a 19, también tuvo un incremento en la calificación general de índice de delitos, de 2.443 a 2.544.

Respecto a Querétaro, el cambio de posición se debió a que duplicó su calificación en delitos con violencia, al pasar de 2.505 a 4.527 y la de homicidios pasó de 1.365 a 1.413. Sin embargo, las calificaciones de delitos con armas de fuego y crímenes de la delincuencia organizada disminuyeron.

En San Luis Potosí el aumento en la calificación se registró en delitos con violencia, de 2.577 a 3.236 y en delitos cometidos por la delincuencia organizada, de 2.063 a 3.203.

Guanajuato incrementó las calificaciones en los delitos con violencia, de 1.978 a 3.927 y delitos con armas de fuego, de 1.477 a 3.735.

El reporte indica que Guanajuato es la tercera entidad a nivel nacional con la mayor proporción de víctimas por cada investigación de homicidio, con 1.3, y es uno de los cinco estados con el mayor aumento en la tasa de víctimas.