Bajío

En Querétaro no hay marcha atrás en la concesión de basura

El alcalde capitalino, Marcos Aguilar Vega, dijo que revocar la concesión pondrían en riesgo las finanzas del gobierno municipal.
SIRSE ROSAS
13 abril 2016 20:0 Última actualización 13 abril 2016 20:2
Marcos Aguilar

Marcos Aguilar asegura que asumirá el costo político de sus decisiones. [Cortesía]

QUERÉTARO, Qro.— Marcos Aguilar dijo que no llegó a a la alcaldía de Querétaro a “nadar de muertito” por temor al costo político, sino a tomar decisiones determinantes en la mejora de la calidad de los servicios y la gobernabilidad.

Luego de días sin salir a la luz pública, pese al conflicto de paro que se presentó con trabajadores del servicio de recolección de basura, este miércoles dio una rueda de prensa donde informó que no hay marcha atrás en la concesión de la recolección de basura, ya que de hacerlo, se afectarían las finanzas municipales.

“No estamos considerando la revocación porque incluso está ya firmado el contrato y hacer eso implicaría circunstancias ya de carácter legal que sí pondrían en riesgo las finanzas del gobierno municipal”, dijo.


Afirmó que las decisiones que se han tomado en su gestión han sido tomadas con responsabilidad, por lo que aseguró que con la concesión “en ningún momento se permitirá que se afecten los derechos de los trabajadores”.

Señaló que la empresa Red Recolector SA de CV ha informado que se contratará únicamente a 350 personas, por lo que alrededor de 50 trabajadores tendrían que ser absorbidos por la administración en otras dependencias, garantizando el empleo para la totalidad de ellos.


Si bien reconoció que no se tiene claridad sobre las condiciones en que serán contratados, porque no se estableció en el contrato, se vigilará que tengan las mismas o mejores prestaciones que las que perciben actualmente, con sueldos de acuerdo al mercado.

El edil capitalino aseveró que hoy está tomando decisiones importantes que pueden tener un costo político, pero que son pensando en la mejora de los servicios y la calidad de vida de los queretanos, y no hacerlo sería una irresponsabilidad.

Indicó que los gobernantes no toman este tipo de decisiones por temor a ese costo político, “entonces es mejor no hacer nada para que nadie se moleste o se ofenda y ese me parece el tipo de político más despreciable que puede existir en México. Tenemos que tomar decisiones y en este caso ha sido tomada con la mayor puntualidad respetando los derechos de los trabajadores”.

Cuestionado sobre algunos problemas que ha tenido la empresa ganadora en otros municipios del país, Aguilar Vega aseguró que se han establecido puntos específicos en el contrato que blindan y garantizan el cumplimiento.

Informó también que de inmediato comenzarán las mesas de trabajo con los trabajadores y la empresa concesionaria, para que los trabajadores vayan teniendo acercamientos, se establezca el sueldo, las prestaciones y las condiciones laborales.

Aclaró que “el servicio no se está privatizando y que el ciudadano no pagará por el servicio, pues a través del pago de su impuesto predial ya lo hace”.

Finalmente el edil reconoció la inconformidad de los ciudadanos con esta decisión, pero también aseguró que existen “trolls” o “bots” que han creado cuentas falsas en redes sociales para desinformar y desestabilizar al gobierno municipal.