Bajío

Aeropuerto de Querétaro, en el límite de su capacidad

Se prevé que movilice este año 600 mil pasajeros, 20% más que en 2015; para seguir creciendo requerirá una nueva terminal aérea.
SIRSE ROSAS
10 febrero 2016 7:50 Última actualización 10 febrero 2016 7:53
AIQ

El aeropuerto de Querétaro movilizó en 2015 alrededor de 500 mil pasajeros.   [Cortesía]

QUERÉTARO, Qro.— El Aeropuerto Intercontinental de Querétaro prevé un incremento en sus actividades de 20 por ciento en este año, con lo que se estarían alcanzando los 600 mil pasajeros, anunció el director general del recinto, Jesús Arredondo Velázquez.

Indicó que al cierre de 2015 registraron alrededor de 500 mil pasajeros, por lo que dado este constante crecimiento, para 2017 se estará consolidando el proyecto de la nueva terminal aérea, lo que elevará la capacidad de atención.

“Estamos concluyendo los últimos detalles, nuestro objetivo es consolidarlo en 2017 y es del interés de algunas aerolíneas iniciar operaciones una vez que se tenga la otra terminal, lo que ayudaría a planificar el crecimiento para 2017”, declaró.


El proyecto de construcción se estima en 400 millones de pesos; sin embargo, aún no se determina de dónde se estarían obteniendo, ya que será el gobernador del estado, Francisco Domínguez, el que los gestionará.

Indicó que la capacidad de la actual terminal está por arriba de los 500 mil pasajeros, por lo que aún se tiene viabilidad de operación para este año, y con la nueva terminal dicha capacidad se elevará a un millón 100 mil pasajeros para los próximos cinco años.

“Este año se estaría alcanzando el límite de la capacidad que se tiene, por lo que es necesario consolidar el proyecto para 2017. El proyecto es multianual y en diferentes módulos”, agregó.

Durante enero, el AIQ movilizó a 46 mil pasajeros, lo que representa un incremento con respecto a los 32 mil que se tuvieron en el mismo mes de 2015.

SEGURIDAD

En otro tema, el director del AIQ informó que la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) entregó al aeropuerto la categoría ocho en materia de seguridad, de una escala máxima de diez, como parte del proceso de recertificación en este rubro.

Esto se realiza con base en los nuevos requerimientos fijados por la DGAC, por lo que el AIQ es el primer aeropuerto en recertificarse, además de que hoy se encuentra trabajando en la auditoría para una recertificación más en el rubro para mayo.

Lo anterior, también como parte del proceso que está siguiendo el AIQ para cumplir con los requerimientos que marca el ser la sede alterna del avión más grande del mundo, el Airbus 380-800.

“Nosotros somos el primer aeropuerto alterno de la aeronave, lo que para nosotros representa un orgullo porque no sólo es por la cercanía, sino que se cumple con la parte normativa para recibirlo. Somos un aeropuerto potencialmente en crecimiento. Estamos trabajando para cumplir si es que llega el vuelo alterno, por su tamaño, para tener la parte normativa en pista, el lado aire (pista, plataforma y calle de rodaje) y seguridad operacional; sin embargo, hay que recordar que el AIQ se considera uno de los mejores en infraestructura a nivel Latinoamérica”, agregó.