Archivo

Y tú, ¿cuánto gastas al año en libros?

10 febrero 2014 4:21 Última actualización 31 octubre 2013 5:59

[Una familia compra de dos a seis títulos por año. / El Financiero] 


 

Carmen García Bermejo
 
 
 
En los hogares mexicanos se destina cada vez menos parte de su presupuesto a educación y esparcimiento. Para las familias más pobres, el gasto en educación es de 542 pesos al mes, la clase media eroga mil 54 pesos y las familias de más altos ingresos destinan tres mil 464 pesos en promedio. Pero en las casas con escasos recursos se erogan 276 pesos para libros al año, mientras que en los de clase alta hasta 830 pesos anuales.
 

En promedio, los mexicanos invierten en educación y esparcimiento el 13.8 por ciento en promedio total de su gasto. El porcentaje varía según los estratos sociales: los que perciben menos ingresos asignan el 5.2 por ciento a educación y esparcimiento, los que captan ingresos medios ocupan el 10.4 por cierto para ese rubro, mientras que los de más altos ingresos dedican el 19.9 por ciento.
 

La Encuesta Nacional de Gastos de los Hogares, realizada por el Inegi, revela que las familias dedican la mayor proporción de sus ingresos a la adquisición de alimentos, bebidas y tabaco (34 por ciento), seguido del gasto en transporte y comunicación. Las cifras también muestran que para educación y esparcimiento se presenta un déficit al pasar del 15.5 por ciento del gasto, en 2006, al 13.8 por ciento, en 2013; es decir, las viviendas destinan menos presupuesto a estos rubros.
 

En promedio, las moradas gastan en educación mil 781 pesos mensuales, lo que significa que las familias tienen que invertir 27.5 días de salario mínimo, el cual es de 64.76 pesos diarios, para solventar sus gastos mensuales. Sobre todo porque los artículos como libros, cuadernos, plumas, material escolar, uniformes, entre otros, registran una inflación del 3.2 por ciento anual.
 

En la encuesta se precisa que una vivienda se gasta en promedio mil 876 pesos anuales en servicios culturales, mientras que en juegos de azar desembolsa 136 pesos. Los focos rojos se prenden al registrar que una familia de escasos recursos invierte 276 pesos anuales en la compra de libros, pero el gasto se incrementa conforme el nivel de escolaridad es mayor en los hogares.
 
 
Así, una familia de clase alta emplea hasta 830 pesos anuales en libros. Aunque en la compra de periódicos y revistas una persona que percibe un presupuesto bajo sólo invierte 99 pesos al año y en las familias con recursos más solventes 297 pesos.
 

Una vivienda gasta en materiales de oficina y de dibujo, así como en útiles escolares, un total de 494 pesos anuales, mientras que en paquetes turísticos eroga 429 pesos. En contraste, sólo emplea 54 pesos en recreación y cultura.
 

Lo paradójico es que la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana reporta que el año pasado se registró un total de 142 millones 339 mil 44 ejemplares vendidos, reportando un incremento de 2.7 por ciento, con respecto a 2010. Sin embargo, el 60 por ciento de esas ventas corresponden a libros de educación básica.
 

Si en una casa se gasta anualmente entre 276 y 830 pesos en libros nos indica que puede comprar de dos a seis ejemplares al año, tomando como base un precio de 100 a 150 pesos por título. Lo anterior significa que los mexicanos sólo se pasean por las innumerables ferias del libro que se programan en todo el país, sobre todo porque los precios de los libros de literatura y arte fluctúan entre los 50 y 500 pesos.