Archivo

Y después de todo... prefieren el iPhone caro

07 febrero 2014 3:44 Última actualización 20 octubre 2013 5:8

 [Las ventas del 5s son del doble que las del 5c, según datos de las últimas dos semanas / Reuters / Archivo]


 
 
Bloomberg
 
Es probable que el cofundador de Apple, Steve Jobs, que ponía el acento en los aparatos para el consumidor de alta gama antes que en los baratos, haya estado acertado desde el principio.
 
El mes pasado, el máximo responsable ejecutivo, Tim Cook, presentó el colorido iPhone 5c, una versión menos costosa del teléfono inteligente de Apple, para “atender a más clientes todavía” en el mundo entero, pero hasta ahora es mayor el interés por su primo más caro y con más características, el 5s.
 
Tres encuestas realizadas en las últimas dos semanas dijeron que el nuevo modelo de alta gama de la empresa se vende más que el 5c en una relación de al menos 2 a 1.
 
KGI Securities Co., una firma de bolsa, redujo un tercio sus estimaciones trimestrales para las ventas del 5c, y comerciantes minoristas como Wal-Mart Stores Inc. y Target Corp., han bajado el precio del teléfono.
 
Incluso, The Wall Street Journal informó que las órdenes de Apple para proveedores por el iPhone 5c se redujeron un tercio.
 
Los clientes menosprecian el iPhone 5c, de 99 dólares, pese a que Apple gasta mucho en publicitar el aparato telefónico, que es el modelo del año pasado reformulado en una carcasa plástica de color.
 
El 5c, que cuesta 100 dólares menos que el afinado iPhone 5s, constituye el intento de Apple de atraer compradores en mercados en desarrollo como China, donde son líderes Samsung Electronics Co. y otros fabricantes de teléfonos con Android.
 
Aun así, las grandes ventas del modelo más caro son una bendición ya que generan mayores márgenes de ganancia.
 
“A los clientes de Apple todavía les interesan productos de nivel superior de una marca de nivel superior”, dijo Laurence Balter, analista de Oracle Investment Research en Fox Island, Washington.
 
“El 5c es, en todo caso, un experimento fallido para tratar de complacer a la masa. Apple debería seguir concentrado en el nivel superior y dejar que Samsung tome el extremo inferior del mercado”.
 
 
 
¿Demasiado caro?
 
 
Una encuesta publicada esta semana por Consumer Intelligence Research Partners LLC reveló que 64 por ciento de los clientes de iPhone estadounidenses estaban comprando el iPhone 5s, que viene con una cámara mejor, características como un chip procesador más veloz y seguridad de lectura de huellas digitales y se vende a partir de 199 dólares con un contrato con el operador.
 
Si bien la empresa disparó una andanada de publicidad televisiva y de otra índole, el iPhone 5c, que no tiene las mismas mejoras, fue elegido por el 26 por ciento de los compradores.
 
Los resultados iniciales dan crédito a las preocupaciones de los inversores y analistas respecto de que Apple, con sede en Cupertino, California, fijó un precio demasiado alto para el iPhone 5c con el fin de atraer a clientes más atentos al presupuesto.
 
El dispositivo enfrenta la percepción de que su calidad es inferior a la del iPhone 5s, así como también su precio de 550 dólares sin contrato inalámbrico, dijo Brian Blair, analista de Wedge Partners.
 
“En China, escuché la broma de que la C es por ‘copia’ barata”, dijo Blair, “desde que se anunció el precio, los inversores están preocupados”.
 

Blair dijo que Apple está incrementando la producción del 5s, pero el aumento no bastará para compensar las ventas del 5c inferiores a lo esperado. Redujo sus estimaciones totales correspondientes al iPhone para el trimestre que termina en diciembre desde 58 millones hasta 53 o 54 millones.