Archivo

Ventas de casas nuevas en EU caen desde máximo en 5 años

06 febrero 2014 7:5 Última actualización 24 diciembre 2013 10:38

[Los precios de las viviendas nuevas subieron en noviembre. / Bloomberg / Archivo] 


 

Reuters

WASHINGTON.- Las ventas de casas unifamiliares nuevas en Estados Unidos cayeron modestamente en noviembre desde un máximo en cinco años y los precios subieron, una indicación de que el mercado inmobiliario está soportando mayores tasas hipotecarias.
 
Las ventas de casas cayeron 2.1 por ciento, a una tasa anual desestacionalizada de 464 mil unidades, dijo el martes el Departamento de Comercio.
 
Pese a la caída desde el ritmo revisado de octubre de 474 mil, que fue el mayor desde julio del 2008, las ventas de casas mantuvieron la mayor parte del incremento revisado del mes pasado de 17.6 por ciento.
 
Previamente se había informado que las ventas habían subido 25.4 por ciento en octubre, a un ritmo anual de 444 mil unidades.
 
Los economistas esperaban que las ventas de casas nuevas, que son medidas cuando los contratos son firmados, mostraran un ritmo de 445 mil unidades en noviembre. En comparación con noviembre del año pasado, las ventas subieron 16.6 por ciento.
 
Las tasas hipotecarias más altas han desacelerado el ritmo de ventas de casas usadas desde agosto, pero se prevé que la actividad se acelere el próximo año, impulsada en parte por el alza del empleo.

También se estima que la continua recuperación en la formación de hogares desde mínimos en varias décadas ante un panorama de inventarios bajos de casas impulse la actividad.
 
El mes pasado, la oferta de casas en el mercado bajó 6.7 por ciento. El precio medio de una casa nueva subió 10.6 por ciento interanual.
 
Al ritmo de ventas de noviembre, tomaría 4.3 meses liquidar las existencias de casas en el mercado, la menor cifra desde junio. Una oferta de 6.0 meses es considerada normalmente como un equilibrio saludable entre oferta y demanda.
 
Las ventas cayeron en la región central de Estados Unidos y en el sur, pero registraron fuertes ganancias en el oeste y el noreste de Estados Unidos.