Archivo

Ven cierre de año con cautela

07 febrero 2014 3:41 Última actualización 03 septiembre 2013 5:57

[Eduardo Navarro, director general de Acciones y Valores de Accival afirma que ello dependerá de las reformas, si los mercados se comportan con optimismo / Eladio Ortiz / El Financiero]


 
Clara Zepeda
 
El cambio de expectativas en el crecimiento económico y en el logro de las reformas estructurales orillan a los agentes económicos a un “optimismo cauteloso” en el último cuatrimestre del año, afirma Eduardo Navarro Martínez.
 
 
El director general de Acciones y Valores Banamex Casa de Bolsa (Accival) asegura que el arranque del año fue espectacular para los mercados financieros, de ahí que la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) haya registrado un financiamiento histórico en dicho periodo. Sin embargo, para la última parte del año, el escenario ha cambiado.
 
 
En entrevista con El Financiero, el director de Accival apuntó que los inversionistas y emisores muestran cautela, esperando que haya un poco más de claridad tanto en el entorno local como global.
 
 
“El eje del desempeño de los mercados y muchos de los frentes de las actividades económicas en el país están alrededor de las reformas, tanto de que se logren como del nivel de profundidad y alcance que tengan. Es por ello que nos mantenemos con un optimismo moderado y cauteloso”.
 
 
Las expectativas eran muy alentadoras en la primera mitad del año, y aunque siguen siendo, no será hasta que se cristalicen la aprobación de las reformas estructurales y  que se proyecten los efectos en los distintos sectores económicos del país, para que el optimismo regrese a los agentes económicos. Al cierre del primer semestre del año, la Bolsa Mexicana de Valores financió a través de instrumentos del mercado de capitales 89 mil 682 millones de pesos con 11 colocaciones; mientras que en deuda de mediano y largo plazos se apalancaron 106 mil 914 millones de pesos.
 
 
Lo anterior, apoyado por un entorno en donde las expectativas permitían ser optimistas y los niveles de tasas de interés permitían a los emisores salir al mercado.
 
 
Cuestionado sobre la opinión del gremio acerca de que Petróleos Mexicanos (Pemex) no iría a Bolsa, Navarro Martínez destaca que son responsables de invitar a participar de los mercados a todas aquellas empresas que puedan significar tanto una alternativa de inversión para los participantes como aquellas que encuentren una herramienta de financiamiento en el mercado.
 
Mercado competitivo
 
--¿Se ha perdido una oportunidad al no contemplar a Pemex en Bolsa?
 
 
--No lo sé, los tiempos tienen que estar dados y esos los va a tener que definir el gobierno como emisor en este caso.
 
 
Si el momento está dado y los modelos de negocio están bien definidos por el gobierno para cada una de las empresas que administra y éstas puedan participar en la Bolsa, nosotros como intermediarios vamos a apoyarlo.
 
 
Así, para la recta final del año, las empresas que están en lista para salir a Bolsa (Fibra Danhos, Volaris, Grupo Hotelero Santa Fe, entre otras) tendrán que buscar una ventana de oportunidad para financiarse en el mercado de capitales, pues hasta que no haya claridad en temas pendientes de la agenda no podremos salir del “optimismo cauteloso”, concluye Navarro.