Archivo

Urgen a construir una ley de partidos, pero faltan consensos

12 febrero 2014 4:21 Última actualización 27 mayo 2013 8:42

[Cuartoscuro / Archivo]Transparentar el uso de las prerrogativas, uno de los obstáculos. 


 
Rivelino Rueda
 
Aunque la ley general de partidos forma parte de la agenda de pendientes de las reformas político-electorales en el Congreso de la Unión, esa legislación aún no encuentra los consensos necesarios entre las distintas fuerzas políticas para que salga adelante.
 
Desde la legislatura anterior, el tema de la transparencia y la rendición de cuentas de los partidos políticos -que en conjunto este año recibirán 3,000,742 millones de pesos en prerrogativas- es uno de los puntos que han trabado los acuerdos para hacer realidad esta reforma.
 
En este contexto, la reforma constitucional en materia de transparencia que estuvo dos años congelada en el Senado y que espera su turno en la Cámara de Diputados, incluye por primera vez a los partidos políticos como entes "obligados" a la trasparencia por medio del Ifai.
 
La ley general de partidos también forma parte de los 95 compromisos del Pacto por México, que firmaron el 2 de diciembre las dirigencias nacionales de PRI, PAN y PRD, así como el presidente Enrique Peña Nieto.
 
El grupo parlamentario del PAN en la Comisión Permanente presentó el 15 de mayo la última iniciativa sobre este tema, en donde se plantea la urgencia de que el Poder Legislativo esté facultado para expedir una legislación electoral y una legislación de partidos políticos que aplique tanto para la federación como para las entidades federativas.
 
En ese proyecto de ley, los panistas proponen en un artículo transitorio que el Congreso de la Unión deberá emitir la ley general que regulará a los partidos políticos, en un plazo no mayor a 180 días naturales, contados a partir de su entrada en vigor.
 
Al respecto, el senador perredista Benjamín Robles Montoya considera que la aprobación de una legislación en la materia puede ser "un respiro" para la democracia mexicana, ya que "con ella se debe atraer de nueva cuenta la credibilidad de la sociedad".
 
El también secretario de la Comisión de Puntos Constitucionales del Senado subraya que el rechazo hacia esas instituciones es generalizado, principalmente porque los ciudadanos perciben a los partidos políticos "no como instrumentos de representación política, sino como mafias viciadas de cuotas o de poder".
 
Reconoce, además, que internamente "existen severos problemas, debido a que carecen de mecanismos de transparencia o de rendición de cuentas hacia sus militantes y por la conducción de los órganos de dirección".
 
En tanto, el líder de los senadores del PRD, Miguel Barbosa Huerta, asegura que "es falso que la sociedad civil, por sí sola, pueda hacerse cargo de las cuestiones públicas, ya que hay funciones que las organizaciones civiles no pueden cumplir sin la mediación de la sociedad política".
 
Por ello, subraya que el país "necesita partidos políticos fuertes que representen programas e idearios que materialicen las aspiraciones y deseos de la sociedad, por lo que tienen la necesidad de modernizase y consolidarse para ganar el electorado".
 
Habrá foros de debate
En la sesión del 5 de febrero, el Senado aprobó un punto de acuerdo que presentó el priista Miguel Ángel Chico Herrera, para la organización de foros de consulta y análisis, a fin de avanzar en la construcción del proyecto de reforma constitucional para crear la ley general de partidos políticos, de acuerdo con el compromiso 89 del Pacto por México.
 
El congresista del tricolor y secretario de la Comisión para la Reforma del Estado de la Cámara alta afirmó que es importante que exista una ley en la materia, sobre todo porque "la sociedad ha calificado a los partidos políticos no de la mejor manera, además de que el país requiere de una tranquilidad democrática con mejores reglas".
 
Detalló que estos foros estarán coordinados por la Comisión para la Reforma del Estado, que preside el perredista Manuel Camacho Solís, así como por un grupo plural de senadores que se sumen por acuerdo de la Junta de Coordinación Política, que está bajo el mando del priista Emilio Gamboa Patrón.
 
 
Información proporcionada por El Financiero Diario.