Archivo

Sub-17, modelo de mentalidad y carácter

06 febrero 2014 6:53 Última actualización 06 noviembre 2013 5:49

[Juan Carlos Ortega y Jesús Ramírez revelan los secretos del éxito / Cuartoscuro]


 

Francisco Arredondo R.
 
La mentalidad combinada con un trabajo en equipo y que los jugadores crean en los conceptos del entrenador Raúl Gutiérrez son desde la perspectiva de Juan Carlos Ortega Orozco y Jesús Ramírez Ruvalcaba, las bases para que la nueva generación de cadetes del futbol mexicano se haya instalado en la final de la Copa del Mundo Sub-17 Emiratos Árabes Unidos 2013.
 
Juan Carlos Ortega Orozco, actual entrenador de las Chivas del Guadalajara y quien por cerca de seis años se desempeñó como director general de las Selecciones Menores, consideró que uno de los puntos clave en todo esto y lo conseguido por el técnico Raúl Gutiérrez Jacobo es la conjunción de ideas entre cada uno de los integrantes del plantel.
 
“Es un proyecto integral del futbol mexicano, donde se consiguió que el jugador creyera en cada uno de los conceptos del entrenador”, puntualiza el técnico del Rebaño Sagrado en entrevista telefónica concedida a EL FINANCIERO.
 
“También es importante que el entrenador crean en el jugador y de ahí desarrollar todos los programas para fortalecer cada uno de los puntos que te van a permitir alcanzar los objetivos”, agregó el estratega de la Liga MX.
 
Otra voz autorizada es la de Jesús Ramírez, quien hace ocho años logró la primera generación dorada en esta categoría y fue detonante para poner al futbol mexicano como un referente en el desarrollo de las selecciones menores, quien estimó que los actuales cadetes son ejemplo de carácter y sobrevivencia.
 
“Es algo maravilloso que los chavos se lo están ganado a pulso; pese al inicio incierto creo que se sobrepuso el equipo, es un plantel con una capacidad regular en todas las líneas”, señaló Ramírez, quien dio el primer título mundial al futbol mexicano en Perú 2005.
 
“Para mí lo importante a trabajar es lo mental, si no hay mente no hay táctica, no hay nada. Entonces para mí lo mental es el 100 por ciento”, agregó el también ex timonel del América.
 
Esos conceptos, según el estratega, se manifestaron en el partido contra los argentinos, donde los mexicanos nunca renunciaron a sus posibilidades de meterse a la final.
 
“Es un equipo que en los momentos más difíciles se ha sobrepuesto y eso permitió que tenga este tipo de resultados. El equipo está capacitado para cualquier necesidad, es un grupo que sabe estar anímicamente en lo más alto, pese a las circunstancias que se le puedan ir presentando”, dijo el entrevistado.
 

Otro punto que consideró de importancia fue el seguimiento dado a los proyectos y a los encargados del desarrollo de las selecciones menores desde la Federación Mexicana de Futbol (FMF).
 
“Se ha elegido bien, ha existido continuidad en los procesos y se han generado jugadores de tres generaciones; es importante que estas generaciones se encuentren en la Selección Mayor en un futuro para que sean los que cambien la historia”, concluyó.