Archivo

Sistema robótico observa estallamiento de rayos gamma

07 febrero 2014 3:44 Última actualización 01 septiembre 2013 10:7

[Se realizan con el telescopio Harold Johnson de 1.5 metros de diámetro en su óptica principal. Reuters] 


 
Notimex
 
Científicos del Observatorio Astronómico Nacional (OAN) de la UNAM en San Pedro Mártir utilizan una cámara llamada RATIR, controlada por un sistema robótico para realizar un programa de seguimiento de los llamados estallidos de rayos gamma.

El investigador del Instituto de Astronomía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Carlos Román Zúñiga, señaló que estas observaciones se realizan con el telescopio Harold Johnson de 1.5 metros de diámetro en su óptica principal.

Además de modernizar el instrumento, el sistema robótico del telescopio Harold Johnson permite hacer más eficientes las observaciones de los astrónomos, mediante el uso de la cámara RATIR, que permite hacer observaciones simultáneamente en cuatro bandas que cubren parte del espectro visible e infrarrojo.

Tanto el sistema robótico como la cámara RATIR, con la que se obtienen los datos en este telescopio, son fruto de un proyecto de colaboración internacional de la UNAM con la Universidad de Arizona y la NASA de Estados Unidos.

Román Zúñiga señaló que como parte prioritaria de este proyecto, se realizan de manera rutinaria, observaciones de seguimiento de estallidos de rayos Gamma.

Estos estallidos son una suerte de versiones a gran escala de las explosiones de supernova, y se presentan cuando una estrella explota.

Tales explosiones son sumamente energéticas, de modo que además de luz de baja energía, emiten rayos gamma que representan emisión de altísimas energías.

Los estallidos de rayos gamma se cuentan entre los eventos más violentos del Universo.

"Hacer observaciones de seguimiento de estos eventos con telescopios de muchos tipos es importante para entenderlos, pero también porque duran muy poco tiempo, decayendo rápidamente en su brillo, y al poco tiempo solamente son detectables en longitudes de ondas ópticas e infrarrojas", agregó Román Zúñiga.

Los programas de seguimiento se hacen actualmente varios observatorios del mundo son alertados por un telescopio espacial de la NASA que se llama Swift, el cual los detecta primero.

El telescopio Swift, dijo, envía un aviso cuando detecta un estallido de rayos gamma, "entonces el sistema robótico recibe estas alertas, evalúa si es posible observarlo, y de ser así se mueve inmediatamente hasta la coordenada del evento lo observa".

El científico de la UNAM señaló que cuando no hace este trabajo de observación de rayos gamma, el telescopio continúa haciendo observaciones para muchos otros proyectos.

La cámara RATIR observa rutinariamente estrellas jóvenes, estrellas variables, núcleos activos de galaxias, estrellas moribundas y pulsares, entre otros fenómenos.

Cada semestre, dijo, el observatorio de la Sierra de San Pedro Mártir recibe una gran cantidad de propuestas de parte de los científicos mexicanos.

"Esas propuestas son evaluadas, y una fracción de ellas son aceptadas para tener tiempo de su observación, tras lo cual se programan durante el semestre para las observaciones tanto el de 1.5 como los otros dos instrumentos que tenemos", dijo.