Archivo

Reconfiguración de refinería de Salamanca incrementará 20% la producción

06 febrero 2014 7:16 Última actualización 13 noviembre 2013 5:16

[En 2014 iniciarán los trabajos, que incluyen la adquisición de una planta coquizadora / El Financiero]


 

Édgar Amigón
 
Petróleo Mexicanos (Pemex) invertirá en los próximos cinco años 3 mil 500 millones de dólares en la reconfiguración de la refinería de Salamanca, con lo que espera tener un incremento en la producción de hidrocarburos de alrededor de 20 por ciento, informó el diputado federal del estado de Guanajuato, Genaro Carreño Muro.
 
Lo anterior luego de que diputados de diferentes partidos integrantes de la Comisión Especial de Prevención, Conservación y en su caso Restauración del Medio Ambiente en las Entidades Federativas donde se ubican las instalaciones de Pemex, realizaran su sexta reunión en el complejo de Salamanca, donde fueron atendidos por el gerente de la refinería, Josefino Revuelta Martínez.
 
De acuerdo con el panista, el funcionario de Pemex les informó que una vez terminados los estudios técnicos y de análisis realizados por el Instituto Mexicano del Petróleo, el año entrante esperan los trabajos directos de reconfiguración, que contemplan la adquisición de una planta coquizadora para disminuir el azufre del crudo y aumentar la eficiencia.
 
“El crudo llega con un porcentaje alto de azufre lo que hace que sólo se aproveche el 60 por ciento del mismo y, con este nuevo equipo se podría mejorar la producción de hidrocarburos para los diferentes procesos”, aseguró el diputado federal.
 
La refinería de Salamanca, construida en 1950, recibe diariamente 197 mil barriles de petróleos, de los cuales el 30 por ciento se traduce en gasolina; el 19 por ciento en gas; el 26 por ciento en diesel y el resto en lubricantes.
 
Con la adquisición de la planta coquizadora se podrá procesar cada 24 horas otros 40 mil barriles de petróleo, es decir cerca de 240 mil barrilesen total.
 

“Eso favorece la productividad, la eficiencia del crudo que se esté procesando y de esta manera se podrá obtener mayor porcentaje de combustibles. También servirá para disminuir la importación de gasolina y otros productos del extranjero”, dijo Carreño Muro, quien también es secretario de la Comisión de Infraestructura.
 
De acuerdo con los planes de la paraestatal, en enero se canalizarán los primeros recursos para comprar la planta y la construcción de zonas de procesamientos de diferentes productos.
 
Se proyecta que antes de concluir el sexenio se terminen las inversiones y la refinería esté trabajando a toda su capacidad, dijo el diputado panista.
 
De acuerdo con Pemex Refinación, la refinería de Salamanca abastece la demanda de combustible en las regiones central y oeste del país y la demanda de lubricantes básicos de toda la República Mexicana.
 
Sobre la contaminación, Carreño Muro reconoció que se han mejorado los procesos sobre todo para evitar la contaminación del aire, “en gran medida por el trabajo de la refinería y porque la Comisión Federal de Electricidad (CFE) ya no quema combustóleo sino gas”, en mayor porcentaje.
 
Lo que si pidieron los diputados fue conocer qué se hace con los llamados fenoles, que son una parte de los residuos que queda de la refinación de los hidrocarburos y de no controlarlo o eliminarlos representaría un severo foco de contaminación.
 
“Nosotros pedimos que los fenoles tengan que ser tratados no sólo en forma externa sino interna, es decir antes de que salgan de las plantas y que vayan a provocar problemas de daños considerables de agua”, concluyó el legislador.