Archivo

Prevén que con reforma México 'inunde' de petróleo a Norteamérica

06 febrero 2014 7:13 Última actualización 16 diciembre 2013 18:26

 [La duplicación de la producción petrolera de México, según Citigroup, sería equivalente a agregar otra Nigeria a la oferta mundial. / Bloomberg]  


 
Bloomberg
 
El torrente de crudo norteamericano podría convertirse en un diluvio cuando México ponga fin a una barrera de 75 años de antigüedad a la inversión extranjera en sus yacimientos.
 
Preocupado por casi una década de caída de la producción que redujo la participación de México en un mercado petrolero de 100 dólares el barril, el presidente Enrique Peña Nieto intenta terminar con el monopolio estatal sobre uno de los mayores recursos petroleros del Hemisferio Occidental.
 
La duplicación de la producción petrolera de México, que según Citigroup Inc. podría producirse al invitar a empresas de exploración extranjeras a realizar perforaciones, sería equivalente a agregar otra Nigeria a la oferta mundial, o alrededor de 2.5 millones de barriles diarios.
 
Ese auge ampliaría un aumento de la oferta procedente de los pozos estadounidenses y canadienses que, según Exxon Mobil Corp., hará que la producción norteamericana supere a todos los miembros de la OPEP, salvo Arabia Saudita, en dos años.
 
Como las refinerías de los Estados Unidos ya reciben más petróleo del que pueden procesar, los productores, de Exxon a ConocoPhillips, reclaman que se eliminen las restricciones a las exportaciones que declararon ilegal la mayor parte de las ventas de crudo estadounidense hace cuatro décadas.
 
“Va a ser una gran oportunidad para cualquier tipo de empresa” del sector energético, dijo Pablo Medina, analista latinoamericano de exploración y extracción de Wood Mackenzie Ltd en Houston. “Todas las compañías van a tener que girar la cabeza y empezar a analizar a México”.
 
La revolución del esquisto que hizo crecer la producción petrolera estadounidense hasta el nivel más alto en 25 años permitirá a América del Norte sumarse a las filas de los continentes exportadores de crudo del mundo en 2040, indicó Exxon en su pronóstico mundial anual sobre energía dado a conocer el 12 de diciembre.
 
Europa y la región Asia-Pacífico serán los únicos mercados importadores de crudo para esa fecha, dijo el productor de energía con sede central en Irving, Texas.
 

Producción sin precedentes

El pronóstico de Exxon, que elabora anualmente un equipo de economistas de empresa, científicos e ingenieros, no tomó en cuenta los cambios en México, aclaró William Colton, vicepresidente de planeamiento estratégico de la compañía, durante una presentación en el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales de Washington el 12 de diciembre.
 
Abrir los yacimientos mexicanos a la inversión extranjera sería “una situación en la que todos saldrían ganando”, señaló Colton, quien calificó la medida de “muy buena para el pueblo de México y los habitantes de todos los lugares del mundo que usan energía”.
 
El proyecto de ley que pone fin al monopolio estatal fue sancionado por el Congreso mexicano el 12 de diciembre. Antes de convertirse en ley, la propuesta debe ser ratificada por los congresos estatales, la mayoría de los cuales están controlados por los defensores de la reforma.
 
A las compañías petroleras se les ofrecerán contratos para compartir la producción, o licencias por las cuales obtienen la propiedad del petróleo extraído y autorización para registrar en sus libros las reservas de crudo a los fines de la contabilidad. Los contratos serán supervisados por los reguladores del gobierno.