Archivo

Peso frena caída; dólar en 13.141 unidades

06 febrero 2014 7:6 Última actualización 06 noviembre 2013 14:2

[En una sesión volátil, la moneda nacional logró recuperarse. / Arturo Monroy] 


 
Esteban Rojas H
 
 
 
En una sesión volátil, el peso se logró recuperar, en buena parte, de pérdidas matutinas, aprovechando la debilidad del dólar en el mercado internacional y previo a la publicación de cifras económicas clave en Estados Unidos.
 
 
En operaciones de mayoreo, el dólar cerró el miércoles en 13.141 unidades a la venta, cifra sin grandes cambios con respecto a 13.1355 de la sesión anterior.
 
 
El tipo de cambio llegó a tocar un máximo en la jornada de 13.182 unidades, para después regresar y quedar prácticamente sin cambio. La moneda nacional hiló dos sesiones en terreno negativo, acumulando una caída de 1.17 por ciento.
 
 
Por su parte, el dólar mostró un comportamiento a la baja frente a una canasta de seis divisas, al no encontrar cifras que le pudieran dar el suficiente apoyo.
 
 
El índice de indicadores económicos líderes subió 0.7 en el pasado septiembre, ligeramente por arriba del 0.6 por ciento esperado en promedio por el mercado.
 
 
El comportamiento del billete verde estuvo influido por una cierta postura defensiva, previo a la publicación de importantes cifras económicas en los Estados Unidos.
 
 
En particular, será importante conocer la cifra del Producto Interno Bruto (PIB) correspondiente al tercer trimestre del año, en donde se espera un variación de alrededor de 2.0 por ciento. De ser así, marcaría una menor velocidad en el proceso de recuperación.
 
 
En tanto, para finales de la semana, buena parte del comportamiento de los mercados estará determinado por la publicación de datos del mercado laboral.
 
 
Las cifras del PIB y del empleo serán importantes termómetros para medir el posible tiempo en que la Reserva Federal pueda empezar a disminuir sus compras mensuales de bonos.
 
 
En el plano internacional, destacó la recuperación del euro frente al dólar, previo al resultado de la decisión del Banco Central Europeo.
 
 
En días pasados, se había especulado de una posible mayor flexibilización de la política monetaria en Europa. Sin embargo, esto tiene una baja probabilidad de ocurrir, dado el predominio de señales que apuntan a una gradual recuperación. De todos modos habría que estar atentos, dado que una mayor cantidad de estímulos económicos podrían contribuir a debilitar al euro.