Archivo

Peso avanza a contracorriente del cambio en la política de la Fed

06 febrero 2014 6:55 Última actualización 18 diciembre 2013 14:21

 [El tipo de cambio experimentó durante la jornada un máximo en 13.0515 y un mínimo en 12.86 pesos./Bloomberg]


 
Esteban Rojas H
 
En una sesión caracterizada por una elevada volatilidad, el peso logró terminar en terreno positivo, a pesar de la decisión de la Reserva Federal de los Estados Unidos de iniciar el retiro de parte de la liquidez, mediante una menor compra de bonos.
 
De acuerdo con información del Banco de México, el denominado dólar spot cerró en su mínimo del día, al quedar en 12.86 unidades a la venta. El peso avanzó 9.65 centavos, equivalente a 0.74 por ciento.
 
El tipo de cambio experimentó durante la jornada un máximo en 13.0515 y un mínimo en 12.86 pesos.
 
De esta manera, la paridad cambiaria acortó su distancia con respecto a un soporte clave ubicado en 12.82 unidades, en el mercado de mayoreo.
 
La moneda nacional logró aprovecha la coyuntura de debilidad del dólar en el mercado internacional.
 
El billete verde presentó, en la mayor parte de la jornada, una leve recuperación, apoyado en el alza de las tasa de interés de instrumentos de deuda, para cerrar con un moderado sesgo a la baja, sobre todo después de conocerse la decisión de la Fed.
 
El banco central de los Estados Unidos, anuncio que empezará a disminuir su compra de bonos mensual, a partir del próximo enero, en 10 mil millones de dólares, para ubicarla en 75 mil millones.
 
La Fed, dejo la puerta abierta a más reducciones, condicionada a que la economía norteamericana envié mejores señales en su proceso de recuperación.
 
Conforme era ampliamente esperado, la Fed mantuvo sin cambio a la tasa de fondos federales en el rango de 0.0 a 0.25 por ciento.
 
El tan temido freno a la política monetaria expansionista, no ocasionó por el momento, estragos en los mercados. Por el contrario, celebraron que, en parte, el freno no fuera demasiado agresivo, al optar por una política gradualista.
 
Por otro lado, habría que considerar que el retiro de los estímulos, también son una señal de que la Fed considera que la actividad económica sigue su marcha y que cada vez necesitará de menos apoyos.
 
De cumplirse el pronóstico de una mejor activad para el principal socio comercial de nuestro país, sería un buen punto de apoyo para estimar un mejor comportamiento del sector exportador de México, lo que pudiera ayudar a compensar, en parte, una posible salida de la inversión extranjera de portafolio.