Archivo

Pérdidas de Pemex Refinación, igual a 1% del PIB

06 febrero 2014 7:2 Última actualización 21 noviembre 2013 5:40

 [Las pérdidas en Pemex Refinación alcanzaron los 131 mil mdp este año, señala Emilio Lozoya, director de Pemex.  / Eladio Ortiz] 


 

Sergio Meana
 
 

Las pérdidas de la subsidiaria Pemex Refinación alcanzarán los 131 mil millones de pesos este año, estimó Emilio Lozoya Austin, director general de Petróleos Mexicanos (Pemex).
 
 
Dicha cantidad, declaró el funcionario ante la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados, equivale a uno por ciento del Producto Interno Bruto (PIB).
 
 
Apenas en 2009, las pérdidas de esta subsidiaria que dirige Miguel Tame Domínguez, ascendieron a sólo 48 mil millones de pesos; sin embargo, de acuerdo con Lozoya, las ineficiencias en las seis refinerías del país derivaron en un incremento que parece hoy descontrolado.
 
 
Para 2010 las pérdidas fueron de 87 mil millones de pesos, y alcanzaron los 100 mil millones un año después, para reportar en 2012 pérdidas por 112 mil millones de pesos.
 
 
“Si le suman a esta pérdida, que equivale prácticamente al uno por ciento del PIB, el subsidio que la Secretaría de Hacienda le da a las gasolinas pues estamos hablando de varias veces el presupuesto de la Secretaría de Desarrollo Social, muchas veces el presupuesto de todas las universidades del país”, dijo Lozoya Austin.
 
 
Frente a legisladores, explicó que las pérdidas son resultado de la falta de tecnología que tiene Pemex en sus complejos procesadores.
 
 
 
 
Sin dinero para la “nueva” refinería
 
 

Ante los cuestionamientos de los diputados, quienes preguntaban en dónde estaban los recursos de la nueva refinería de Tula, aprobados en 2008, Lozoya Austin afirmó que no hay dinero, por lo que se están priorizando otros proyectos.
 
 
“¿Por qué no hacemos todo junto, por qué no hacemos también la nueva refinería? Porque no tenemos recursos”, afirmó el directivo.
 
 
En su argumentación estableció que la tasa interna de retorno (TIR) de reconfigurar plantas como la de Salamanca y Salina Cruz es de 19 por ciento, mientras que la de una nueva refinería sería de sólo 13 por ciento.
 
 
En términos de eficiencia, el director de Pemex prometió que se elevará el rendimiento de destilado puesto que en Estados Unidos se tienen tasas de eficiencia de 71.7 por ciento y en México de 64.7 por ciento.
 
 
Dicha eficiencia sería conseguida a través de inversiones de 3 mil 200 millones de dólares en Salamanca, de 4 mil millones de dólares en Tula (en la reconfiguración de la ya existente), y de entre 3 mil 500 y 4 mil 500 millones de dólares en la refinería de Salina Cruz, Oaxaca, que se darían entre el periodo de 2014 a 2017.