Archivo

Pega tormenta a costos de la energía y cosechas

06 febrero 2014 3:35 Última actualización 08 enero 2014 5:2

  [La tormenta invernal eleva precios del ganado a máximos en 50 años. / Reuters] 


 
 
Gabriela Huerta
 

La tormenta Hércules que afecta gran parte de Estados Unidos, podría acabar con el 15 por ciento de los sembradíos de trigo de esa nación. Además, ya produjo un incremento de los precios del ganado, a niveles que no se veían en los últimos 50 años, y a un incremento de 2.8 por ciento en el precio de la naranja, adelantó Scott Shellady, vicepresidente senior de Derivados en Trean, del Chicago Mercantile Exchange.
 
 
Asimismo, el precio del megawhatt/hora de electricidad en el mercado spot de Texas llegó a 5 mil dólares, el nivel más elevado de la historia.
 
 
En entrevista con EL FINANCIERO, Scott Shellady señaló que el mercado de futuros ya descontó rápidamente los estragos de la tormenta, por lo que ya se presentan incrementos de los precios.
 
 
Sin embargo, el trader dijo que en su mayor parte no se verán reflejados en los precios al consumidor pues serán las empresas las que absorban los impactos extraordinarios en los costos.
 
 
Por otra parte, los precios del petróleo, impulsados por niveles saludables en las reservas, bajaron después del rally de hace un par de semanas, lo que no ha ocurrido con el gas natural ni con la electricidad, que han aumentado considerablemente. De hecho, en Texas el precio del megavatio/hora superó los 5 mil dólares por primera vez en la historia el martes, y el gas, elemento con el que se calienta 49 por ciento de los hogares en EU, ascendió más de dos por ciento.
 
 
De acuerdo con Shellady, los aumentos de precios, al ser transitorios, no deben ser trasladados a los consumidores finales de productos como pan de caja o jugo de naranja al menudeo, con menor elasticidad que el petróleo, por ejemplo.
 
 
Estimó que algunos aumentos van a ser de carácter transitorio, lo que abona a que no repercutan en los precios finales.
 
 
Los ganadores de la tormenta son especuladores que habían hecho coberturas previas, indicó.