Archivo

Parcial cumplimiento de metas de Pacto por México

12 febrero 2014 4:28 Última actualización 04 mayo 2013 10:12

  [Cuartoscuro] Más de la mitad de los compromisos han quedado a medias. 


 
Zenyazen Flores / Jeanette Leyva / Adrián Arias / Rivelino Rueda / Víctor Chávez
 
El Pacto por México enfrenta la etapa más difícil desde su concertación, pues las fuerzas políticas que contribuyeron a su consolidación hoy buscan replantear los compromisos del gobierno y el partido en el poder.
 
En los cinco meses que han transcurrido desde la creación del Pacto y su Consejo Rector, ha destacado la aprobación de iniciativas de gran calado como la educativa, la Ley de Amparo y la de telecomunicaciones, pero de las metas establecidas al menos para el primer semestre de este año, de un total de 26 compromisos, más de la mitad no lograron pasar de comisiones; otras propuestas fueron aprobadas en una cámara, pero reservadas por la colegisladora, y otras más ni siquiera existen como tales.
 
El Congreso concluyó el periodo de sesiones con un saldo que deja pendientes muchos de los temas considerados claves para las metas establecidas por partidos y gobierno, por diferendos entre las cámaras de Senadores y Diputados, como las reformas que permitirían la regulación de las deudas en estados y municipios, la creación de la Comisión Nacional Anticorrupción y la ampliación de las facultades al Ifai.
 
También, por diferencias de tipo político-electoral entre los representantes partidistas del Pacto, se pospuso la presentación del paquete de reformas financieras, el mismo que no tendría tiempo suficiente para su desahogo en el periodo ordinario del Congreso y que ahora, en caso de que pudiera presentarse de manera formal, esperaría a la posibilidad de un periodo extraordinario para su aprobación antes de septiembre de este año.
 
En la misma situación se encuentra la reforma al fuero constitucional que da paso a la figura de la inmunidad.
 
El Congreso ha logrado aprobar parte de los compromisos del Pacto y de su propia agenda, pero aún tiene una larga lista de pendientes.
 
Un elemento adicional que podría bajar el ritmo del trabajo legislativo, no sólo tiene que ver con el siguiente periodo ordinario de sesiones previsto para septiembre, sino que la atención de los partidos se centrará en los 14 procesos electorales que tendrán lugar el 7 de julio.
 
Esta situación llevó a las dirigencias de los partidos Acción Nacional (PAN) y de la Revolución Democrática (PRD) a hacer una pausa en su participación en el Pacto, tras acusar el uso electorero de los programas sociales.
 
Será hasta después de las elecciones cuando se pueda convocar a un periodo extraordinario de sesiones, estimado a finales de julio o principios de agosto, para
desahogar los pendientes, sobre todo la reforma financiera. A partir de septiembre se espera inicie el trámite de las reformas fiscal y de energía. Pero la vulnerabilidad del Pacto es tal que los resultados electorales del 7 de julio podrían llevar a los partidos opositores a cambiar los términos de los acuerdos.