Archivo

Paralización de gobierno y problema técnico impulsan solicitudes de seguro por desempleo

07 febrero 2014 3:42 Última actualización 10 octubre 2013 9:17

[La tendencia de las solicitudes de subisidio por desempleo apunta a una mejoría sostenida en el mercado laboral. / Reuters] 


 
Reuters
 
WASHINGTON.- El número de estadounidenses que presentó nuevas solicitudes de subsidios por desempleo subió la semana pasada a su máximo nivel en seis meses, pero buena parte del alza fue producto de una falla de sistemas en la recopilación de datos del estado de California.
 
La tendencia subyacente, sin embargo, apunta a una mejoría sostenida en el mercado laboral.
 
Los pedidos iniciales de beneficios estatales por desempleo subieron en 66 mil a una cifra desestacionalizada de 374 mil, el mayor nivel desde fines de marzo, dijo el jueves el Departamento del Trabajo.
 
California, que aún lidia con problemas técnicos derivados de una actualización de sus sistemas de computación, fue responsable por cerca de la mitad del incremento en las solicitudes de subsidios por desempleo, dijo un analista del Departamento del Trabajo.
 
Los problemas de conversión al nuevo sistema provocaron una acumulación de pedidos que sólo ahora estaban siendo procesados, agregó.
 
Además, 15 mil de aquellas solicitudes fueron de trabajadores no federales afectados por la paralización parcial del Gobierno, que está ahora en su segunda semana, dijo.
 
Economistas consultados por Reuters pronosticaban un alza a 310 mil en el dato de solicitudes de la semana pasada.
 
El dato de solicitudes de subsidios por desempleo es recogido por los estados y es el único informe gubernamental publicado durante la paralización federal, por lo que está siendo examinado de cerca por los mercados en busca de señales sobre la salud del mercado laboral estadounidense.
 
El promedio móvil de cuatro semanas para nuevas solicitudes, que elimina la volatilidad semanal, aumentó en 20 mil, a 325 mil.
 
El dato permaneció a un nivel consistente con un crecimiento moderado en la creación de empleos.
 
"La imagen más amplia muestra que las condiciones del mercado laboral aún mejoran, aunque no tanto como pensamos previamente", dijo Paul Ashworth, economista jefe para Estados Unidos de Capital Economics, en Toronto.
 
El dólar cayó a un mínimo nivel de sesión frente al euro tras la publicación del dato, que los operadores vieron como señal de que la Reserva Federal mantendrá su enorme programa de compras de bonos durante un tiempo.
 
Las minutas de reunión de septiembre del banco central mostraron que la decisión de no reducir las compras de bonos por 85 mil millones de dólares mensuales para mantener las tasas bajas fue por un estrecho margen.
 
El informe mostró que el número de personas que aún recibe beneficios estatales bajo programas regulares tras una semana inicial de ayuda cayó en 16 mil, a 2.91 millones, en la semana que terminó el 28 de septiembre.