Archivo

Oro se enfila a su mayor caída semanal en dos meses

06 febrero 2014 7:15 Última actualización 22 noviembre 2013 11:44

[El convenio del oro se cotiza en mil 245.10 dólares. / Bloomberg] 


 
Efraín H. Mariano
 
 
Las cotizaciones del oro operan a media mañana con alzas marginales, en respuesta a la debilidad del dólar y encaminándose a su mayor caída semanal en más de dos meses, presionadas por datos económicos más sólidos de Estados Unidos que elevaron la posibilidad de que la Fed empiece a reducir pronto su programa de estímulos monetarios.
 
 
El convenio del oro para diciembre, que en la rueda previa descendió a mil 235.80 dólares - su menor pizarra desde el 9 de julio - opera en mil 245.40 dólares, con una ganancia de sólo 0.10 por ciento.
 
 
En el mismo mercado, el convenio de la plata para marzo declinó 0.3 por ciento a 19.915 dólares la onza.
 
 
El lingote del oro está camino a reportar una baja del 3.4 por ciento en la semana, mientras que el precio de la plata también estaba a puertas de su peor semana desde mediados de septiembre con un retroceso del 3.7 por ciento hasta ahora.
 
 
Las robustas cifras de Estados Unidos vistas en las últimas semanas han afectado los precios del oro, ya que podrían provocar una reducción de los estímulos de la Fed. El enorme programa de compras de activos del banco central ha elevado el atractivo del metal precioso como un refugio ante la inflación.
 
 
En las minutas del encuentro del 29 y 30 de octubre de la Fed, divulgadas el miércoles, funcionarios estimaron que podrían dar inicio a una reducción de sus enormes compras de bonos en una de sus próximas reuniones, siempre que sea justificado por el crecimiento económico.
 
 
Algunos inversionistas interpretaron el reporte de minutas como una señal de que el programa de estímulos podría ser reducido antes de las estimaciones previas, que apuntaban a marzo.
 
 
Los precios del oro han perdido alrededor de un 25 por ciento de su valor en este año, lo que representa su primer caída anual desde el 2000, en gran medida por un mayor interés por el riesgo y también por las expectativas de que la Fed podría comenzar a reducir pronto su estímulo monetario.