Archivo

No hay marcha atrás en reforma educativa: Peña

07 febrero 2014 3:42 Última actualización 06 septiembre 2013 10:50

[Peña Nieto durante su participación del G20. Cortesía]


 
 
Eduardo Ortega / enviado
SAN PETERSBURGO, Rusia.- Ante las protestas de los miembros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), el presidente Enrique Peña Nieto anunció que a su regreso al país promulgará las leyes secundarias de la reforma constitucional en materia educativa.

Tras su participación en la Cumbre de Líderes del G20, el Ejecutivo aseguró que su gobierno agotará la vía del diálogo para evitar que el Estado mexicano eche mano de sus atribuciones como el uso de la fuerza.

"El tema es claro: no hay marcha atrás. La reforma educativa habrá de promulgarse. Y hay temas que se han señalado y donde creo que se inscriben dentro de lo que la propia ley prevé el gobierno deba instrumentar, que es un reforzamiento a la infraestructura, tanto de las normales como de las escuelas para que tengan mejores condiciones", aseveró.

De acuerdo con el político mexiquense, la educativa es una reforma que va a asegurar en los próximos años se eleve la calidad de la educación en nuestro país, y que haya maestros con una mejor preparación y capacitación, para la educación de la niñez y la juventud en nuestro país.

Sostuvo que su administración seguirá dando atención y agotando la vía del diálogo para escuchar y atender a los grupos que han mostrado resistencia, los cuales son grupos minoritarios.

En ese sentido, comentó que la mayoría de los maestros del país están dando clases y, además, han expresado su apoyo y respaldo a la iniciativa, porque asumen que esta tarea es algo que México debe de tener en beneficio de la educación que reciban los niños.

En la víspera, durante casi nueve horas, integrantes de la CNTE bloquearon el Boulevard Puerto Aéreo y cientos de usuarios de este medio de transporte quedaron atrapados por esta movilización.

Sorprendidos por un grupo de 8 mil maestros, los pasajeros del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México debieron cargar maletas, muchos de ellos caminaron hasta encontrar a los maleteros que dieron sus servicios fuera de la terminal o alcanzar un improvisado transporte en motocicleta o en vehículos de la Policía Federal y capitalina.