Archivo

Mineral de Pozos, en busca del nuevo oro

06 febrero 2014 7:4 Última actualización 11 noviembre 2013 5:52

[Construye infraestructura para atraer al turismo y nuevos residentes / El Financiero]


 
 
Perla Oropeza
 

Fundado en 1576, Mineral de Pozos destacó desde un principio por su riqueza minera y agrícola. Llegó a ser tan importante, que en 1894 tenía80 mil habitantes, apenas 20 mil menos que los de Guadalajara.
 
Sin embargo, la explotación de las minas acabó por problemas de inundaciones, lo que provocó la salida de sus pobladores. Después llegó la Revolución y arrasó con toda la riqueza agrícola,y más tarde la Guerra Cristera lo dejaría devastado.
 
Para 2010, Mineral de Pozos, ubicado en el municipio de San Luis de la Paz, Guanajuato, tenía apenas tres mil habitantes y ninguna expectativa de desarrollo. La migración a Estados Unidos se había convertido en una tradición y las remesas en el único sustento para muchas familias.
 
Ahora los habitantes del lugar vuelven a buscar el oro, pero no el que se encuentra en algunos de los túneles perdidos, sino el basado en el turismo y el desarrollo inmobiliario, asegurael empresario Ignacio Soto Borja, uno de los involucrados en el proyecto para devolver el brillo a esta ciudad que parecía perdida en el tiempo, pero ha logrado ya ser parte del programa federal de Pueblos Mágicos.
 
El desarrollo de Mineral de Pozos se está impulsando a través del trabajo conjunto entre los distintos niveles de gobierno, empresarios, organizaciones no gubernamentales y la propia comunidad.
 
La prioridad, añade Soto Borja, “es que el crecimiento económico sea sostenible y sustentable, pues la historia del lugar nos recuerda de manera constante que el desarrollo no sostenible termina con todo el patrimonio de un sitio”.
 
Aclara que se trata de un trabajo de grupo, “simplemente soy un vocero, un promotor”. Los ejidatarios de la zona, por ejemplo, han contribuido para que sobre sus terrenos se construya la Ruta Ciclista de la Plata, uno de los dos proyectos más importantes que se han hecho realidad en Mineral de Pozos. El otro es la apertura del Centro de Atención a Visitantes (CAV).
 

Junto con la Fundación Comunitaria del Bajío (FCB) –una asociación civil que trabaja en comunidades afectadas por la migración México-EU--, se han realizado estudios para establecer la viabilidad y obtener financiamiento para diversos proyectos productivos, a fondo perdido o con créditos con intereses bajos.
 
“Hay hasta el momento 22grupos que ya están validados para poder conseguir financiamiento para tienditas, pizzería, farmacia, nevería o incluso un spa.
 
En la parte productiva a los ejidatarios se les incorporó en la lombricultura, para producir abono orgánico, el mejor fertilizante para las plantas. Es una actividad que la fundación ha impulsado en diversas comunidades de la región con buenos resultados. También se trabaja en un proyecto para la producción de cactáceas, pues el clima de Guanajuato es ideal para estas plantas.
 
“El noreste de Guanajuato tiene los primeros lugares en la expulsión de gente al extranjero o a otras ciudades del estado por falta de oportunidades de trabajo, por eso el proyecto se ha vuelto prioritario para el gobierno del estado porque no se ve otra salida más pronta y clara que el turismo “, comenta Soto Borja.
 
Dice que una de las principales amenazas para Mineral de Pozos fue paradójicamente el regreso de migrantes. “La gente de Pozos que se fue a Estados Unidos regresaba con dólares y como tenía su hogar en ruinas, los desbarataba para hacer su casa de tres pisos y con metales dorados, estilo californiano que rompe con la armonía de este pueblo tradicional. No había forma de pararlos porque no había ninguna regulación de tipo administrativo, de desarrollo urbano.”
 
Por eso fue “un paso gigantesco” contar con el apoyo del gobierno federal y estatal para que se declarara Pueblo Mágico. “Ya como pueblo mágico se encarga del sitio la gente es de ahí, que está consciente de que es su patrimonio y que es atractivo turístico, y entonces están tomando conciencia de que no se siga con esta depredación.”
 
Losrram SA de CV, por su parte, es un grupo empresarial que está interesado en el desarrollo inmobiliario de Pozos. “Si no hay desarrollo inmobiliario no puede haber progreso y se está pensando que se hagan pequeños barrios rescatando lo que la comunidad siempre tuvo como modus vivendi”.
 
Asegura que la construcción de un campo de golf, que inicialmente se consideró en el proyecto, está totalmente descartada “no va con la zona, depredaría”.
 
Lo que sí no se descarta es que Pozos pueda convertirse en residencia de jubilados estadounidenses. “En Estados Unidoshay 60 millones de personas que están pensionadas, que dadas las condiciones económicas de su país no les alcanza su dinero para vivir con calidad, y aquí lo pueden hacer.
 
“Uno de los barrios podría ser para pensionados estadounidenses, que gastarían su dinero y podrían trabajar aquí. Podrían ser los maestros de nuestros niños.”
 
Dice que no hay que ver a los jubilados estadounidense scomo una amenaza.
 
“Amenaza sería que compraran todo y expulsaran a los de aquí. Tienen sus colonias pero se van integrando. Y además representan una oportunidad de empleo, servicio doméstico, enfermería, jardinería, etcétera”.