Archivo

Millonarios del futbol preocupan a equipos ingleses

10 febrero 2014 5:11 Última actualización 27 julio 2013 8:59

[Bloomberg] 


Bloomberg
 
 
Ejecutivos del Liverpool y el Chelsea  no confían en que el organismo que rige el futbol pueda administrar las nuevas regulaciones de control de costos en momentos en que acaudalados dueños de clubes favorecen un elevado gasto.
 
La UEFA observa equipos de toda Europa en el marco de las llamadas reglas financieras de juego limpio. Dónde a partir de la próxima temporada, los clubes que violen las regulaciones enfrentarán sanciones que el organismo, que tiene sede en Nyon, Suiza, dice que comprenderá multas, embargos de transferencias y hasta la suspensión de la Liga de Campeones.
 
Tenemos que ver qué hace la UEFA. Hay que ver si hacen las cosas de forma realmente justa”, dijo Ian Ayre, director gerente del Liverpool, en entrevista telefónica. “Debo decir que no tengo demasiada confianza”.
 
A pesar de las reglas que apuntan a reducir pérdidas de más de 2,000 millones de dólares del futbol europeo, el Manchester City y el París Saint-Germain, ambos propiedad de miembros de la realeza del Golfo, y el Mónaco, que respalda un multimillonario ruso, han seguido gastando y perdiendo dinero. El Mónaco contrató a Radamel Falcao, del Atlético Madrid por una cifra estimada de 60 millones de euros (79 millones de dólares), mientras que PSG gastó 64 millones de euros en Edinson Cavani y el City pagó 28 millones de libras (43 millones de dólares) por Stevan Jovetic.
 
El Chelsea, del oeste de Londres, fue uno de los equipos que quedó bajo la lupa de los reguladores luego de la llegada del multimillonario ruso Roman Abramovich, que tiene 46 años y ha convertido casi 1,000 millones de libras en acciones en una década en que el Chelsea ganó 11 trofeos importantes, entre ellos tres títulos de la Premier League y la primera copa europea del club en 2012.
 

Condiciones parejas
 
El máximo responsable ejecutivo del Chelsea, Ron Gourlay, dijo que el equipo, que anunció su primera ganancia de la era de Abramovich el año pasado, se concentra en acatar las reglas a pesar de que se contaba “entre los clubes a los que apunta” la UEFA cuando se anunciaron los cambios en 2009.
 
“Se trata de la competencia de la UEFA, de modo que queremos asegurarnos de cumplirlas”, dijo Gourlay en una entrevista. “Todo lo que pedimos es que la UEFA controle y administre el proceso en condiciones claras y parejas”.
 
Gourlay dijo que le preocupa que haya equipos que exageren sus balances por medio de contratos “de plena competencia” con compañías vinculadas a sus propietarios. El City, que compró Sheikh Mansour bin Zayed, de Abu Dhabi, en 2008, tiene cuatro auspiciantes relacionados con el emirato, entre ellos la línea aérea Etihad, que en 2011 acordó pagar 350 millones de libras durante 10 años por poner su nombre en el estadio del equipo, así como en las camisetas y en un nuevo campo de entrenamiento.