Archivo

México, sin protección de redes informáticas

12 febrero 2014 4:52 Última actualización 21 abril 2013 9:36

 [Bloomberg] INFORME ESPECIAL: También está en los últimos lugares entre 23 naciones desarrolladas y en desarrollo. 


 
Roxana González García
 
México está entre los países menos preparados y con pocos avances en materia de ciberseguridad, por lo que la mayoría de sus instituciones públicas y privadas son altamente vulnerables a sufrir ataques en línea.
 
El think tank Agenda de Seguridad y Defensa (SDA), con base en Bruselas, publicó este año un informe que analiza a 23 países desarrollados y en desarrollo de todo el mundo, incluido México, al que ubicó entre los peor preparados en la defensa de sus sistemas informáticos, por debajo de Brasil e India.
 
Israel, Suecia y Finlandia son las naciones -según el estudio- con la mejor protección ante un potencial ataque, mientras que ocho más, entre ellas Estados Unidos, Gran Bretaña, Francia y Alemania, son las que más invirtieron en los últimos años para encarar las amenazas cibernéticas.
 
A nivel general, la SDA manifiesta que los hackers tienen ventaja, porque no respetan cuestiones legales o políticas y comparten información libremente, sin preocuparse por asuntos de competencia. Como destaca Rolando Vallejo Clemente, profesor de la asignatura de redes y seguridad del Tecnológico de Monterrey, Campus ciudad de México, "nos enfrentamos a un adversario que no tiene fronteras".
 
En la lista de ciberseguridad de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), México tampoco sale bien parado, ya que se encuentra en el último puesto en la protección de las redes informáticas. Consultado al respecto por El Financiero, Vallejo Clemente consideró que uno de los puntos negros del país es la legislación. No se han tipificado de forma correcta los delitos y tampoco se ha capacitado a investigadores y jueces para procesar los ilícitos, expresó.
 
Además, según el experto, no se cuenta con recursos humanos preparados (agentes del ministerio público, policías investigadores y jueces especializados) para combatir fraudess electrónicos, clonación de tarjetas, robos de bases de datos, bloqueo de portales o jaqueo de cuentas de correo, entre otros ilícitos. El lavado de dinero, agregó, también se registra con frecuencia, pues ante las disposiciones restrictivas emitidas por las autoridades financieras, las bandas del crimen organizado recurren a otras medidas para blanquear fondos.
 
Modalidades
 
"Muchas de las modalidades que adquiere el delito informático, por el cambiante mundo de la tecnología, no están tipificadas en el Código Penal. Enfrentamos el reto de las distintas codificaciones que marcan las jurisdicciones locales ante un problema no sólo nacional, sino global", subrayó.
 
Entre los delitos informáticos menores que están regulados, detalló, se encuentra la usurpación de identidad, tipificado recientemente en el Distrito Federal, Estado de México y Colima. "La usurpación de identidad consiste en que alguien obtiene informes personales colocados en las redes o algún otro sitio, y se ostenta como si tuviera esa identidad para delinquir, ya sea mediante la extorsión, el chantaje, el secuestro u otro tipo de actividad", comentó Vallejo Clemente.
 
Puntualizó que es indispensable "contar con más y mejor equipo tecnológico y más grupos policiacos especializados, que puedan identificar estos fenómenos"; además, propuso emprender acciones y reformas legislativas, destinar nuevos recursos tecnológicos para la indagatoria forense y para la formación de policías investigadores, agentes del ministerio público y jueces especialistas, a fin de cerrar filas ante el crimen en el espacio virtual.
 
Información proporcionada por El Financiero Diario.