Archivo

Metas económicas dan giro a la política exterior

12 febrero 2014 4:26 Última actualización 02 junio 2013 10:11

 [Presidencia] INFORME ESPECIAL: Los primeros 6 meses de gobierno de Enrique Peña Nieto. 


 
Roxana González García
 En política exterior, la administración del presidente Enrique Peña Nieto ha intentado replantear la relación de México con el mundo y enfocarla a mejorar su imagen, dañada por la violencia del narcotráfico, así como a elevar la cooperación económica y comercial.
  De acuerdo con especialistas consultados por El Financiero, aunque la estrategia apenas inicia, el cambio más notorio se registró hacia Estados Unidos, con el que Felipe Calderón se concentró en la lucha antidrogas, mientras hoy se impulsa la competitividad y el desarrollo.  "La visita que realizó en mayo el presidente estadounidense, Barack Obama, mostró la intención de dar un giro y enfocarse en la cooperación, aunque sin dejar el tema de la seguridad que tanto interesa a la Casa Blanca y que seguirá impulsando a través de la Iniciativa Mérida", afirmó Adolfo Laborde Carranco, director del Bachelor in International Relations del Tecnológico de Monterrey Campus Santa Fe.  La instrucción de Peña Nieto, aseveró, es "diversificar" la agenda hacia temas como educación, inmigración y energía. Muestra de ello es el "diálogo económico de alto nivel" que acordaron Obama y Peña Nieto, el cual será encabezado por el vicepresidente estadounidense Joe Biden.  Rivalidad  Los vínculos con América Latina, especialmente con Brasil, con el que hubo rivalidad, también giraron hacia la cooperación económica, en la que la Alianza del Pacífico -México, Colombia, Chile y Perú- será un parteaguas para el futuro regional.  Eduardo Bueno, investigador de la Universidad Iberoamericana, comentó que el acercamiento hacia Brasil, con el que se acordó aumentar la colaboración energética y se estudia un tratado de libre comercio, además de la eliminación de la visa mexicana, corrobora el viraje. "Hay una visión diferente hacia América Latina y Brasil, cuyo crecimiento y lazos con Asia y China, tienen que aprovecharse para no depender de Estados Unidos", indicó.  La lenta recuperación de EU y los problemas de Europa, segundo destino de las ventas mexicanas, obligan al país, insistieron, a poner la mira en Asia, donde también se percibe un cambio de estrategia con el Acuerdo de Asociación TransPacífico.   Información proporcionada por El Financiero Diario