Archivo

Llegarán gasolineras extranjeras en 2015

01 febrero 2014 10:6 Última actualización 16 diciembre 2013 5:26

 [En riesgo, 400 mil empleos del sector: Amegas / Cuartoscuro] 


 
Sergio Meana
 
 
Tras décadas de sólo ver gasolineras de la Franquicia Pemex con los colores verde, blanco y rojo, para 2015, periodo en que termina la política de eliminación de subsidio a gasolinas, se prevé la llegada de estaciones de servicio de entidades privadas.
 
 
De hecho, la Comisión Reguladora de Energía (CRE) podrá otorgar permisos para “almacenamiento de hidrocarburos y sus derivados, y la regulación de las ventas de primera mano de dichos productos”, tan pronto como 120 días naturales después de la publicación en el Diario Oficial de la Federación del dictamen de reforma energética que ya fue aprobado por el Poder Legislativo, acorde con el décimo artículo transitorio.
 
 
Aunque ese periodo de 120 días podría cumplirse en el primer semestre de 2014, Luis Serra, investigador del sector energético del Centro de Investigación para el Desarrollo (CIDAC), anticipó que los precios de las gasolinas en México aún no son atractivos para empresas extranjeras.
 
 
“La llegada de otras gasolineras va a ser posible en la medida en que el precio de la gasolina en el país se acerque al precio al que pueden vender Shell, Exxon, Chevron y demás, dadas sus estructuras de costos. La gasolina que nosotros vendemos es de menor calidad y por tanto con un menor costo, además está subsidiada; entonces las empresas privadas no vendrían a vender a estos precios”, explicó Serra.
 
 
Actualmente, el precio por litro de la gasolina Magna es de 12.13 pesos por litro, mientras que el de la Premium es de 12.69 pesos por litro.
 
 
El promedio en Estados Unidos de la gasolina regular de 87 octanos, igual al de la Magna, es de 3.2 dólares por galón, es decir, 43.15 pesos por cada 3.87 litros, lo que da un precio de 11.39 pesos por litro.
 
 
Pablo González Córdova, presidente de la Asociación Mexicana de Empresarios Gasolineros (Amegas), externó su preocupación por las modificaciones constitucionales.
 
 
“El sector gasolinero del país, que integramos 10 mil 500 gasolineras, está sumamente preocupado por esta modificación a los artículos constitucionales 25, 27 y 28, porque están en juego las fuentes de trabajo de 400 mil despachadores de gasolina”, enfatizó.
 
 
Esto, porque las gasolineras en Estados Unidos operan de manera automatizada, con un encargado de caja por turno, es decir, tres empleados en total, mientras que en una Franquicia Pemex se cuenta en promedio con 10 empleados para la mañana, 10 para la tarde y cinco para la noche.
 
 
“Si la gasolinera de Mobil, Shell, opera automatizada, nosotros no podemos competir, los 30 empleados van para afuera. De toda la operación de una estación de servicio, 70 por ciento son gastos de nómina”, indicó González Córdova.