Archivo

Ley sobre deuda de estados y municipios, en stand by

12 febrero 2014 4:32 Última actualización 06 mayo 2013 11:56

[Bloomberg] Pese a que nació del Pacto por México y fue aprobada en el Senado, se encuentra en la "congeladora" legislativa. 



Jeanette Leyva Reus

    
La nueva ley para establecer controles en el endeudamiento de estados y municipios se encuentra detenida en la Cámara de Diputados, luego de haber sido diseñada y aprobada en el Senado de la República.
 
Para la integración de esta nueva ley en materia de disciplina financiera de los gobiernos locales, senadores de todos los partidos políticos presentaron sus proyectos para el diseño del nuevo marco constitucional.
 
La ley reglamentaria que detallará la forma en que se aplicarán los distintos cambios debe ser diseñada por la Cámara de Diputados, al tocar temas crediticios y de ingresos.
 
Sin embargo, pese a que esta propuesta de ley nace del Pacto por México, diputados manifestaron su desacuerdo con la minuta aprobada en el Senado, por lo que se encuentra en la llamada "congeladora" legislativa.
 
De hecho, los diputados preparan su propia iniciativa de reformas constitucionales en materia de disciplina financiera de estados y municipios, que incluye parte de la minuta aprobada por los senadores.
 
Los diputados prevén se dictamine un nuevo documento que tenga como origen la Cámara baja y el Senado como cámara revisora, lo que también dejarán en claro en una reforma al 74 constitucional.
 
Rechazan "choque"
 
El líder de los senadores del PRI, Emilio Gamboa Patrón, rechazó que se presente un "choque" entre las cámaras del Congreso de la Unión por este asunto, y prevé que la minuta sea aprobada en la Cámara de Diputados.
 
De acuerdo con el presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales del Senado, Raúl Cervantes, dotar de mayores facultades en la Constitución al Congreso para legislar sobre la materia, permitirá también a las entidades federativas homologar estas disposiciones en temas de deuda.
 
Algunos de los cambios aprobados son para que, de forma obligatoria, los gobiernos estatales y municipales inscriban y publiquen sus empréstitos y obligaciones de pago en un registro único.
 
También se establece que los congresos estatales podrán aprobar nuevos endeudamientos si obtienen el respaldo de las dos terceras partes de sus legislaturas, y no sólo la mayoría calificada, como sucede hasta ahora.
 
Sin embargo, parte fundamental de la reforma es la que debe diseñar aún la Cámara de Diputados, ya que será en las leyes secundarias en donde en forma clara se establecerán los candados a la deuda que contraten los estados y municipios.
 
Información proporcionada por El Financiero Diario.