Archivo

IFE aprueba destruir material electoral de 2006; será en octubre

07 febrero 2014 3:40 Última actualización 04 septiembre 2013 17:54

  [El costo por el resguardo del material electoral fue de 1,137 mdp/Cuartoscuro] 


 
Notimex

México.- El Consejo General del Instituto Federal Electoral (IFE) aprobó, por unanimidad, la destrucción de la papelería electoral del Proceso Federal 2005-2006, lo cual se prevé suceda en los primeros días de octubre.
El consejero Marco Antonio Baños informó en entrevista que la papelería electoral deberá destruirse en los primeros días de octubre y que tendrá un costo de entre tres y cuatro millones de pesos, previa selección de aquellos paquetes que serán motivo de estudio sobre el comportamiento electoral de la contienda.

"Esto (el estudio) va del día de hoy hasta finales de la primera semana de octubre. Si terminamos antes las boletas serán destruidas antes de que concluya la primera semana de octubre", anotó Baños Martínez al término de la sesión extraordinaria.
 
Al aclarar que la destrucción no podrá realizarse mediante la incineración, a fin de cuidar el medio ambiente, dijo que por el momento no se ha definido la empresa que llevará a cabo ese procedimiento.

Respecto a si los mil 137 millones de pesos que significó el resguardo del material por siete años se "tiraron a la basura", Baños Martínez aceptó que la cifra "es elevada y eso debe reconocerse".

La consejera Macarita Elizondo señaló a su vez que cada etapa del proceso de destrucción del material electoral -consistente en votos válidos, votos nulos, boletas sobrantes, lista nominal, entre otros-, será certificado por un notario y contará con la presencia de los representantes de todos los partidos políticos.

"Obviamente van a estar las representaciones de todos los partidos políticos", expuso Elizondo Gasperín al precisar que son mil 140 los paquetes que serán objeto de estudio por parte de la autoridad electoral.

Durante la sesión, el representante del Partido de la Revolución Democrática (PRD) ante ese organismo electoral, Camerino Márquez, propuso donar el material a una institución académica para que sea parte del acervo histórico de los mexicanos y pueda consultarlo quien así lo desee.

Márquez Madrid precisó que el litigio que llevó más de siete años tuvo un costo superior a 500 millones de pesos en su resguardo militar, renta de 32 bodegas y uso de 84 tráileres para su traslado, "bien vale conservarlo para su investigación", dijo.

En su turno, el secretario Ejecutivo del IFE, Edmundo Jacobo Molina, confirmó que el resguardo del material electoral costó al erario 130 millones de pesos, en tanto que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) destinó para su custodia más de mil 137 millones de pesos.

Independientemente del costo, el consejero Francisco Javier Guerrero dijo que se debe hacer un reconocimiento a la Sedena, la Secretaría de Marina (Semar) y a la Secretaría de Seguridad del Estado de Chiapas, que llevaron a cabo el resguardo del material.

"Con esta decisión, el IFE da la vuelta a un proceso electoral complejo, como fue el 2006", expuso Guerrero Aguirre, al destacar que en el marco de la discusión de la reforma político-electoral, es momento de seguir adelante.

Con esta resolución, los consejeros electorales avalaron dejar sin efectos el punto primero del Acuerdo CG714/2012, por el que se atendió la petición formulada por el Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas para suspender la destrucción de las boletas electorales de la elección federal del 2 de julio de 2006.

De tal suerte que "este Consejo General considera que no existe impedimento alguno para proceder a la destrucción de los paquetes electorales de los comicios federales del año 2006", puntualizó.