Archivo

Hay espacio para bajar tasas de créditos de nómina

07 febrero 2014 3:44 Última actualización 30 octubre 2013 5:46

 [A mayor competencia, réditos más bajos: Amden / Arturo Monroy / El Financiero]


 
Adriana Rodríguez
 

Las tasas de interés de los créditos de nómina se han reducido en los últimos cinco años y hoy en día están próximas a las de las tarjetas de crédito.
 

Sin embargo, éstas podrían bajar más, en la medida que sea mayor la competencia y la profesionalización de las instituciones que se dedican a este segmento crediticio, dijo Gustavo Martín del Campo, presidente de la Asociación Mexicana de Empresas de Nómina (Amden).
 

Señaló que las tasas actuales de los créditos vía nómina que otorgan sociedades financieras de objeto múltiple (sofomes) y otras micro financieras están justificadas porque atienden a un mercado que no ha sido tomado en cuenta por las tarjetas de crédito. Pero, reiteró que con una mayor competencia, el mismo mercado obligará a que las tasas se reduzcan.
 

Datos de Banco de México muestran que el promedio ponderado de las tasa de interés de tarjetas de crédito es de 23.8 por ciento. Para los clientes “no totaleros”, los intereses pueden fluctuar entre 27 y 65 por ciento anual.
 

La creciente competencia ha hecho que las tasas se reduzcan. No podemos esperar que den un bajón enorme de un momento a otro, pero es una tendencia. Día a día el sector se profesionaliza más y hay acceso a mejores herramientas que permiten tomar mejores decisiones y reducir el riesgo; esto también va a contribuir a afianzar la tendencia”.
 

Martín del Campo agregó que mientras las tarjetas de crédito se enfocan principalmente al consumo y ofrecen líneas de crédito altas y constantes, sus clientes normalmente no requieren una cantidad tan grande de crédito o tan constante porque lo destinan a la compra de bienes duraderos, para fines productivos o incluso para solventar gastos fuertes temporales como el inicio de clases.
 

“Estamos llegando a donde tradicionalmente los bancos no llegan con tanta fuerza. Las personas que pueden acceder a tarjetas de crédito suelen tener un nivel socio económico mayor, además de que les piden muchos más requisitos”.
 

Añadió que en el caso de los créditos vía nómina, el plazo de aprobación del crédito suelen ser muy corto e incluso inmediato. “En promedio podemos hablar de un máximo de dos días, mientras que para las tarjetas es mucho más tardado”, recalcó Martín del Campo.
 

El crédito promedio entre sus asociados fluctúa entre 15 mil y 18 mil pesos.
 

Actualmente, los 16 miembros de la Amden manejan una cartera de 13 mil 500 millones de pesos, otorgados a través de 730 mil créditos y estiman que abarcan a 80 por ciento del mercado.