Archivo

Fitch advierte que podría bajar calificación a EU

07 febrero 2014 3:46 Última actualización 15 octubre 2013 16:16

 
 
Reuters
 
 
La agencia Fitch Ratings advirtió el martes que podría rebajar la nota crediticia soberana "AAA" de Estados Unidos, debido al prolongado estancamiento político en las negociaciones para elevar el límite de endeudamiento del país.
 
"Aunque Fitch continúa creyendo que pronto será elevado el techo de la deuda, la arriesgada política y la reducida flexibilidad financiera podrían incrementar los riesgos de un default de Estados Unidos", sostuvo la agencia en un comunicado.
 
La firma colocó su evaluación sobre la calidad crediticia de la deuda pública estadounidense en lo que se denomina revisión para una posible rebaja (Ratings Watch Negative), un reflejo del cada vez mayor riesgo de una moratoria de corto plazo si el techo de la deuda no se eleva oportunamente.
 
La agencia dio como fecha de referencia hasta finales del primer trimestre del próximo año para decidir si finalmente reducirá la nota crediticia.
 
Sin embargo, Fitch mantuvo su percepción de que se alcanzará un acuerdo para elevar el techo de la deuda, permitiendo al Gobierno pagar sus cuentas al contraer compromisos financieros más allá del límite actual de 16.7 billones de dólares.
 
Fitch es la única de las tres grandes agencias crediticias que tiene un panorama negativo para la nota soberana de Estados Unidos. Standard & Poor's le rebajó la calificación al país a "AA+" en agosto del 2011 durante el último impasse por el límite de endeudamiento.
 
"Se parece a lo que vimos de S&P justo antes de la rebaja crediticia, esencialmente están advirtiéndonos que el enfrentamiento por el techo de la deuda no será tolerado y que no está en línea con un país que mantiene una calificación crediticia de 'AAA'", dijo Gennadiy Goldberg un estratega de tasas de interés en TD Securities en Nueva York.
 
Fitch reiteró que el retraso en incrementar la capacidad de endeudamiento estadounidense plantea interrogantes sobre la plena fe y crédito de Estados Unidos para cumplir con sus obligaciones.
 
Moodys' mantiene una calificación de "Aaa" para Estados Unidos con un panorama estable.
 
El Tesoro estadounidense dijo que el 17 de octubre el país se quedaría sin efectivo para pagar sus cuentas.
 
Fitch opera bajo el supuesto de que incluso si no se eleva el límite de deuda antes o poco después del esa fecha, existirá una voluntad política suficiente y una capacidad para asegurar que Estados Unidos honrará sus compromisos.
 
Un portavoz del Departamento del Tesoro aseguró que la decisión de Fitch es un recordatorio para los legisladores del país de que Estados Unidos está peligrosamente cerca de caer en un default.
 
La semana pasada, Fitch dijo que solo consideraría que Estados Unidos entró en una moratoria si no cumple con los pagos de intereses o el capital de los bonos del Tesoro.