Archivo

Factible, un plan de austeridad: Delgado

07 febrero 2014 3:45 Última actualización 17 octubre 2013 5:51

[Mario Delgado, senador del PRD, propone reducir el salario de funcionarios públicos. / Cuartoscuro / Archivo] 


 
Rivelino Rueda
 
 

El senador del PRD, Mario Delgado Carrillo, presentará ante el Pleno del Senado una iniciativa de ley para aplicar un plan de austeridad en el gobierno federal, la cual plantea la reducción de salarios, programas de ahorro de dependencias, cero adquisición de vehículos y remodelación de bienes inmuebles, así como reducción de escoltas a funcionarios.
 

De acuerdo con la propuesta del también ex secretario de Finanzas del Gobierno del Distrito Federal, la aplicación de medidas como la reducción del 10 por ciento del salario destinado a las remuneraciones de funcionarios, quienes ganan cuando menos 1 millón de pesos anuales, se generaría un ahorro de 3 mil millones 948 mil pesos.
 

En entrevista con EL FINANCIERO, el legislador perredista aseguró que si se aplica una reducción del 5 por ciento al gasto programable de operación de la administración pública federal “se podrían generar ahorros mayores a los 100 mil millones de pesos.
 

Delgado Carrillo puntualizó que, de acuerdo a su iniciativa, esta reducción debe incluir la eliminación de estructuras duplicadas y redundantes, simplificación administrativa, eliminación de viajes, comidas, gastos de representación, gastos de publicidad e imagen, seguros médicos, reducción de salarios, entre otros.
 

Subrayó que en este momento, sin incluir a los órganos autónomos ni a los organismos descentralizados del gobierno federal, existen 964 mil servidores públicos, los cuales tienen prestaciones acumuladas de 304 mil millones de pesos.
 

El congresista del sol azteca mencionó que tan solo el 2.9 por ciento de estos servidores (28 mil empleados) reciben el 22 por ciento de todos los salarios pagados (67 mil millones de pesos), y resaltó que el promedio por empleado es de 2.4 millones de pesos anuales, cuando en el sector privado el nivel de director es de 1 millón de pesos por empleado.
 

“Si el gobierno federal aplica unas cuantas medidas se podrían obtener beneficios tangibles y evitar que los gastos sean ineficientes e ineficaces. El gobierno federal hoy gasta más de tres veces de lo que hacía hace 10 años y con resultados limitados”, apuntó.
 
 
 
Apretarse el cinturón
 
 
Mario Delgado indicó que la idea es que este proyecto se aplique a partir de 2014, principalmente porque “es tiempo de que el gobierno federal se apriete el cinturón, antes que pedirle un esfuerzo adicional a las familias y a las empresas mexicanas”.
 

“Necesitamos reducir el costo del gobierno para garantizar que haya una mejor calidad del gasto, pero fundamentalmente no pedir mayor esfuerzo fiscal a la población y a los sectores productivos, que vaya a parar al gasto corriente del gobierno, que es el que crece sin ninguna barrera y sin ningún límite”, recalcó.
 

El senador del PRD enfatizó que la iniciativa pretende un “plan emergente de austeridad”, porque “de pronto el gobierno federal salió con que quiere más dinero en su reforma hacendaria, pero es la misma historia que hemos escuchado en los últimos años, cuando de 2000 a 2013 el gasto público del gobierno ha crecido más, incluso, que lo que crece la economía, es decir, en 5 por ciento en términos reales”.