Archivo

Especialistas prevén cierre de año con desaceleración económica

07 febrero 2014 3:44 Última actualización 04 octubre 2013 16:33

[Las exportaciones crecen a un menor ritmo que en años previos, destacaron especialistas del Tec de Monterrey. / Bloomberg / Archivo] 


 
Zenyazen Flores


Debido a la incertidumbre que se vive tanto en Europa como en Estados Unidos, a la pérdida de dinamismo de la industria y a la disminución de las exportaciones, especialistas del Tecnológico de Monterrey prevén que la economía mexicana cerrará el 2013 con una fuerte desaceleración que podría agravarse si se continúa en esa tendencia.


El Centro de Investigación en Economía y Negocios (CIEN) de dicha institución argumentó sus pronósticos al observar el dinamismo del Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE), el cual ha visto mermado su crecimiento comparado con años anteriores, pues en julio creció 1.7 por ciento en términos anuales, pero en 2012 creció 4.1 por ciento y en el 2011 creció 3.5 por ciento.


Dicho incremento fue impulsado principalmente por las actividades terciarias, que subieron 3 por ciento, seguido de las actividades primarias, que crecieron 1.4 por ciento, mientras que el sector industrial presentó un decrecimiento para el periodo de 0.5 por ciento.


María Fonseca y Héctor Magaña, directores del CIEN, explican que, al revisar de manera más profunda la actividad industrial, se observa que aun cuando los rubros de manufacturas y electricidad presentan crecimientos, han sido menores que en años previos.


En un reporte semanal, los expertos resaltaron el caso de la industria de la construcción, que muestra disminuciones importantes en todos sus ramos, “lo cual ha impactado de manera significativa el desempeño general de las actividades secundarias”.


Por otra parte, el sector externo presentó un déficit en la balanza comercial, situación que si bien no es alarmante, hace importante recordar que las exportaciones acumuladas en el año vienen creciendo a un ritmo menor que el exhibido en periodos previos.


“Las consecuencias de los efectos anteriores comienzan a manifestarse en el sector comercial, en especial en el comportamiento de las ventas al mayoreo, las cuales reflejan las compras que llevan a cabo las empresas y cuyo índice presenta un crecimiento negativo con respecto a julio del año pasado”, señalaron.