Archivo

Elevar niveles de crédito, propósito de reforma financiera: Aportela

07 febrero 2014 5:55 Última actualización 24 julio 2013 14:39

   [Cuartoscuro]  


 
 
Notimex

México.- La reforma financiera pretende elevar los niveles tan bajos de crédito que hay en México, sobre todo en el sector agropecuario, explicó el subsecretario de Hacienda y Crédito Público, Fernando Aportela.

Al participar en el foro de discusión sobre dicha reforma, organizado por el Congreso Agrario Permanente (CAP), citó como ejemplo que a diciembre pasado apenas fue de 1.0 por ciento en relación con el monto de la economía.

El funcionario de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público descartó por tanto que la iniciativa esté dirigida a algún sector en específico o que, de ser aprobada, por decreto bajen las tasas de interés, pues eso desequilibraría "una buena actividad de crédito".

Refirió también que en 2012 la banca de desarrollo otorgó al sector agrícola 158,000 millones de pesos y ahora, con la enmienda, "buscamos que la banca comercial le preste más al campo".

Aunque ha habido un crecimiento de 12% en los últimos cinco años, dijo, esto fue "partiendo de una tasa muy baja".

De ahí el propósito de incrementar la competencia, promover el crédito, la banca de desarrollo, así como fomentar el crédito a través de mejorar el régimen de garantías, además de que "tengamos instituciones y autoridades financieras más eficaces en su actuar".

En ese sentido adelantó que la reforma otorgaría "dientes" a la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), lo que "ahora no tiene".

Además prevé otorgarle la facultad de que sus dictámenes "tengan el carácter de un título ejecutivo, algo así como un pagaré, y con eso al banco le costará más no acatar sus resoluciones", continuó el funcionario de Hacienda.

Otra meta es que la Condusef tenga la facultad de "revisar las cláusulas de machote, es decir las letras chiquitas" que aparecen en los formatos para contratar seguros y créditos.

En ese sentido, la reforma daría además al Congreso de la Unión la autoridad "de evaluar a los bancos", ya que "el Estado tiene rectoría sobre los organismos financieros" y el objetivo es que dichas instituciones "hagan más banca".

Fernando Aportela abundó que si algún banco no pasa la evaluación del Congreso, tendría efecto sobre las autorizaciones que la SHCP otorga a las instituciones bancarias y sobre los papeles del gobierno federal que quieran comprar.

Comentó su caso, ya como subsecretario de Hacienda, "me tardé cuatro meses en cerrar una cuenta bancaria", y refrendó la urgencia de que cualquier usuario pueda "elegir la movilidad, que es lo que impulsamos en la reforma".

Por ello, se crearía además un Buró Universal, para que los usuarios tengan facilidades para sacar su información crediticia, "y que también se combatan las ventas atadas", práctica que se da cuando un banco ofrece un servicio a sus clientes con la condición de que adquieran otro.

El funcionario federal destacó, entre otros objetivos de la reforma financiera, impulsar la transformación del Banco del Ahorro Nacional y Servicios Financieros (Bansefi) en una banca de desarrollo a partir del 1 de enero de 2014, con lo que habrá mejores condiciones para los sectores más desprotegidos.