Archivo

El peso mexicano lideró los avances semanales

07 febrero 2014 5:54 Última actualización 22 julio 2013 5:39

[Bloomberg]


 
 
Clara Zepeda Hurtado
 

La relajación de riesgo motivada por las declaraciones del presidente de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, Ben Bernanke, sobre una reducción del estímulo monetario llevó al peso mexicano a liderar el avance semanal dentro de los principales cruces del dólar.
 
 

La prima de riesgo que los inversionistas exigen para participar en México, medida por el Índice de Bonos de Mercados Emergentes (EMBI+) de JP Morgan, cerró el viernes en 155 puntos base, 26 unidades abajo respecto del nivel de la semana previa, reveló la Secretaria de Hacienda.
 
 
“México es visto como una de las opciones de inversión más atractivas dentro de los mercados emergentes por su bajo perfil de riesgo y por la expectativa de reformas estructurales”, afirmó Arturo Espinosa, director de Servicio de Análisis de Santander México.
 
 

De acuerdo con el Banco de México, el tipo de cambio cerró el viernes en 12.5330 pesos por dólar spot, mientras que la semana pasada cotizó en 12.8295 unidades; esto es, 29.65 centavos menos.
 
 

Gabriela Siller, directora de Análisis Económico-Financiero de Banco Base, detalló que los principales 13 cruces del dólar registraron ganancias, liderados por la divisa mexicana, que se apreció 2.31% en los últimos 5 días.
 
 

“Las divisas hilaron su segundo avance semanal frente al dólar, como consecuencia de un mayor apetito por riesgo que favoreció al desempeño del mercado cambiario y de capitales, debido que Bernanke reiteró que cualquier cambio en su programa de compra de activos será estrictamente en respuesta al progreso de su economía y del sector financiero”.
 
 
El tipo de cambio del peso frente al dólar se redujo de manera importante la semana pasada, al bajar de niveles de 12.80 pesos a un mínimo de 12.45, para cerrar en 12.53.
 
 
Con las menores presiones de alza en las tasas de interés de los bonos del Tesoro de Estados Unidos y en particular la reiteración de las autoridades monetarias de ese país, en el sentido de que mantendrán una postura acomodaticia por un tiempo prolongado, el peso siguió ganando terreno en la última semana.
 
 
“Los datos modestos de crecimiento, sumados a noticias favorables locales como la publicación del plan de infraestructura y la propuesta de ideas en cuanto a la reforma energética por el PAN ayudaron a fortalecer al peso”, añadió Rodolfo Campuzano, director de Estrategia y Gestión de Portafolios de Invex.
 
 
Para esta semana no hay mucha información relevante en la economía estadounidense, y en México sólo la inflación y las ventas minoristas, por lo que se prevé estabilidad cerca del actual nivel.
 
 
La posición especulativa del peso en el Chicago Mercantile Exchange al 9 de julio se ubicó en 450 millones de dólares a favor del peso, comparado con los 312 millones de la semana anterior y de los 6,200 millones de dólares del cierre de abril.
 
 

Sin duda esta situación es una buena noticia para el peso, ya que esta posición ya no es un factor de presión sobre el tipo de cambio, aseveró Espinosa.