Archivo

El peso gana 1.50% en julio, dólar en 12.785

07 febrero 2014 5:53 Última actualización 31 julio 2013 14:1

[Bloomberg] 


Esteban Rojas H
 
La volatilidad regresó al mercado cambiario nacional. La mayor aversión al riesgo impulsó al tipo de cambio a un máximo intradía de 12.8775 pesos, pero al final cerró por debajo de la barrera de 12.80, como resultado de la continuidad de la política monetaria anunciada por la Reserva Federal de los Estados Unidos.

En operaciones de mayoreo, el dólar cerró en su mejor momento desde el pasado 12 de julio, al quedar en 12.785 unidades, marginalmente por arriba de los 12.78 reportados en la jornada anterior.

La moneda nacional acumuló una caída de 1.06% en cuatro sesiones consecutivas.

En operaciones de ventanilla o menudeo se llegaron a realizar hechos por arriba de la barrera de 13.0 unidades.

En tanto que el balance mensual fue positivo, al experimentar un avance de 1.50%, lo que contrasta con la fuertes caídas observadas en mayo y junio de 5.46 y 1.37 por ciento.

Por la mañana, se observó un cierto fortalecimiento del dólar en respuesta a que las cifras publicadas mostraron que economía norteamericana presenta signos de mejoría, que pueden empujar más adelante a la Reserva Federal a modificar su política de estímulos.

La cifras sobre el crecimiento económico del principal socio comercial de nuestro país presentaron algunos claroscuros. Por un lado, se reportó que el PIB del segundo trimestre presentó un sorpresivo incremento de 1.7% y, por otro, se revisa a la baja el dato del primer trimestre a 1.1 desde el 1.8% anunciado previamente.

Al sector laboral norteamericano le fue mejor. En el sector privado se crearon 180,000 nuevos puesto de trabajo en julio, por arriba de lo estimado, en tanto se incrementó al alza la cifra reportada para junio.

A los participantes de los mercados enfocaran su atención a las cifras oficiales de empleo que se reportaran el viernes.

Como era ampliamente esperado, la Fed dejó sin cambio la tasa de fondo federales dentro de un rango de 0.0 a 0.25%. En su comunicado de política monetaria volvió a condicionar el retiro de los apoyos a la evolución de la economía. En resumen, no proporcionó nuevas pistas.

En el ánimo de los participantes influyó de forma negativa la noticia de que el PIB de nuestro país presentó un anémico crecimiento de 2.5% en el segundo trimestre del año, de acuerdo a estimaciones de la Secretaria de Hacienda. La lenta recuperación de la economía no tiende a favorecer una apreciación excesiva del peso.