Archivo

El IPC puso fin en julio a una racha de 5 meses de pérdidas

07 febrero 2014 5:54 Última actualización 01 agosto 2013 6:5

[Bloomberg] 


 

Clara Zepeda Hurtado
 

El Índice de Precios y Cotizaciones (IPC), principal referente del mercado de renta variable local, que cotiza en números negativos en lo que va del año, cerró positivo en julio tras cinco meses consecutivos de caídas.
 

En medio de un dato del PIB de Estados Unidos que pulverizó las previsiones de los analistas y creció 1.7% en el segundo trimestre, y tras el comunicado de la Reserva Federal (Fed), en el que confirmó que mantendrá inalterado su programa de compra de bonos, el IPC de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cerró ayer en terreno positivo, al subir 1.49%, cota necesaria para terminar con una racha de cinco meses consecutivos a la baja.
 
 
Con un volumen de operación de 359.8 millones de acciones negociadas, el IPC se ubicó en 40,837.88 unidades en la última sesión de remates de julio, en la cual destacó el disparo del precio de las acciones de Homex, de 31.93% a 3.77 pesos, luego de tres días de duro castigo.
 

La desarrolladora afirmó no tener conocimiento de las causas que dieron origen a la importante alza y que ésta corresponde a condiciones propias del mercado, pues no es de su conocimiento que en los movimientos presentados hubieran tenido participación los miembros de su consejo de administración, directivos relevantes o su fondo de recompra. Además, el IPC estuvo impulsado por los títulos de las emisoras triple A.
 
 
El IPC cerró con una ganancia marginal de 0.53% en julio. El indicador local inició el año con un importante impulso, que lo llevó a completar enero con una subida de 3.60%, pero ya en febrero el IPC corrigió a la baja.
 
 
En el segundo mes del año cayó 2.83% y ya en marzo, pese a que la BMV cerró un primer trimestre histórico en cuanto a financiamiento, retrocedió un marginal 0.10%.
 
 
Con el desempeño negativo de abril, el selectivo local confirmó la tendencia a la baja que viene presentando en lo que va del año. El principal índice accionario mexicano acumula una caída en el año de 6.56% nominal.
 

Peso volátil
 
 
Por su parte, la moneda mexicana, pese a su elevada volatilidad durante el séptimo mes del año, registró una apreciación mensual de 1.50% frente a la divisa estadounidense.
 
 
De acuerdo con el cierre oficial del Banco de México, el tipo de cambio se ubicó en 12.7850 pesos por dólar spot, lo que representó la cuarta caía consecutiva de la moneda nacional.
 
 
Tras los bandazos semanales, entre el mejor y el peor rendimiento a nivel mundial en su cruce con el dólar durante julio, el peso alcanzó las 13 unidades durante el séptimo mes del año, cerrando por debajo de 12.80 pesos.
 

Así, en lo que va del año el peso se aprecia frente al dólar 0.66%, todavía sin recuperar su mejor nivel del año, de 11.9599 unidades.