Archivo

El IPAB prevé reducir sus pasivos en 3% del PIB

12 febrero 2014 5:37 Última actualización 24 abril 2013 10:32

[Cuartoscuro] Su deuda asciende a 816,00 mdp; calcula que entre 6 y 8 años podrá pagarla. 


 

 
Jeanette Leyva Reus
 
 
Uno de los objetivos del Instituto para la Protección al Ahorro Bancario (IPAB) en este sexenio es reducir sus pasivos a 3% del Producto Interno Bruto (PIB).
 
La deuda actual del IPAB asciende a 816,000 millones de pesos y equivale a 5% del PIB, cuando hace una década era de 11%.
 
Para que disminuya es necesario que el cobro actual de las cuotas se conserve, que se integren nuevos bancos al sistema y que la economía mexicana se mantenga sana como hasta ahora, explicó en entrevista con EL FINANCIERO Lorenzo Meade, secretario técnico del IPAB.
 
"En la medida que el país crezca, la deuda como porcentaje del PIB irá disminuyendo, por lo que entre seis y ocho años prevé que pueda ubicarse en 3 por ciento, si todas las condiciones no varían."
 
Previo a la crisis financiera internacional, uno de los temas que se discutía en el sector bancario mexicano era la reducción de las cuotas del IPAB, o bien que se integraran de forma diferenciada, dependiendo el riesgo de cada banco; pero esto no puede hacerse, debido a la deuda que tiene el Instituto.
 
Si bien reconoció que es una buena práctica cobrar de forma diferenciada la cuota en función del riesgo, el nivel de deuda que se tiene les impide seguir ese mecanismo, ya que queda poco para crecer el fondo, "por lo que la cuota se mantendrá".
 
Agregó que "Estados Unidos tenía un fondo de 50,000 millones de dólares, luego observó un decremento de 17,000 millones y volvió a crecer por las cuotas, por eso se mantendrán".
 
Meade Kuribreña detalló que debido al alto nivel de interconexión que tiene el sistema bancario mexicano con otros países, deben actualizarse constantemente y buscar las mejores prácticas de operación para evitar problemas en el futuro.
 
Parte importante del trabajo que tendrá también el IPAB es el fortalecimiento del esquema del seguro de depósito, aunque eso no significará ampliar el monto de respaldo.
 
Detalló que ya se cubre 99.9% de las cuentas de depósitos de la banca y en términos de monto se cubre 53%.
 
No hay que olvidar, detalló, que el seguro de depósito está diseñado para los pequeños y medianos ahorradores, y ellos están protegidos casi al 100 por ciento.
 
En su opinión, en México el seguro de depósito es amplio, generoso y automático, a diferencia de otros países en los que se tuvo que aumentar su cobertura durante la crisis.
 
Comentó que una de las labores en las que se enfocarán es en fomentar la educación financiera y en informar que en las instituciones formales de ahorro, como son los bancos, cuentan con este seguro de protección, que asciende a 400 mil Unidades de Inversión, equivalente a casi 1 millón 870,000 pesos.
 
"Pero a consecuencia de la crisis, no hay que olvidar que los seguros de depósito contribuyen a la estabilidad financiera de los sistemas bancarios en periodos de crisis, evitan contagios entre los bancos y dan seguridad al público ahorrador de que podrán disponer de sus recursos."
 
El nuevo titular del IPAB consideró que la crisis financiera internacional dejó en claro la necesidad de proteger a los pequeños ahorradores ante problemas en los sistemas financieros, y el seguro de depósito es uno de los mejores caminos a seguir.
 
Información proporcionada por El Financiero Diario.