Archivo

El dólar extiende avance y cierra en 13.194 pesos

07 febrero 2014 3:45 Última actualización 08 octubre 2013 13:56

[La falta de acuerdos en EU ha derivado en una mayor aversión al riesgo. / Bloomberg] 


 

Esteban Rojas H
 
Los participantes de los mercados se muestran cada vez más impacientes ante la falta de acuerdos para poner fin a la parálisis presupuestal en los Estados Unidos, situación que ha derivado en una mayor aversión al riesgo, lo que ha perjudicado al peso, aunque en menor proporción que a otros activos como las acciones.
 
En operaciones de mayoreo, el dólar cerró el martes en 13.194 unidades a la venta, lo que significó para el peso un marginal retroceso de 7.80 centavos, es decir, 0.59 por ciento.

La moneda nacional acumula una moderada depreciación de 0.87 por ciento en dos sesiones consecutivas. El ajuste ha sido ordenado y no ha roto, hasta el momento, ningún parámetro técnico relevante.

Las noticias para la economía mexicana siguen sin ser favorables, lo que es una fuente de presión bajista para el peso.

A la ola de rebajas al crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) del país se unió en esta ocasión el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Para el presente año, el FMI estima que el aumento del PIB será de solamente 1.2 por ciento, por debajo del 2.9 pronosticado previamente, y también menor a la previsión de la Secretaría de Hacienda de 1.7 por ciento.

En tanto que para 2014, se proyecta que la economía mexicana aumentará su dinamismo a 3.0 por ciento, el cual todavía se considera bajo.

Lo que tampoco es una buena noticia es el hecho de que el FMI también bajó el crecimiento de la economía de los Estados Unidos, principal socio comercial de México, a 1.6 por ciento para el presente año y que para 2014 apenas lo ubicó en 2.6 por ciento.

Las condiciones de un lento dinamismo interno y externo constituyen una fuente de presión para el peso, las que podrían suavizarse en caso de llegarse a aprobar reformas como la energética y la hacendaria que no fueran meramente cosméticas.

En el lado positivo, se encuentra la noticia de que el escudo financiero de México continúa fortaleciéndose, aunque a un paso más lento.

Las reservas internacionales, bajo custodia del Banco de México, marcaron su máximo 14 del año, con un saldo nominal en 172 mil 70 millones de dólares al cierre del 4 de octubre.

En los actuales momentos, caracterizados por la incertidumbre y volatilidad, es de subrayar que México cuenta con reservas internacionales que cubren 2.92 veces la base monetaria, compuesta básicamente por todos los billetes y monedas en circulación, además de representan alrededor de 5.3 meses de importaciones.