Archivo

Davos le enseña a China a esquiar

01 febrero 2014 2:37 Última actualización 20 enero 2014 5:3

 [El pueblo alpino suizo cuenta con una instructora de esquí china de 27 años para atraer al país más populoso del mundo./ Bloomberg] 


 

 
 
Bloomberg
 
 
Davos ha atraído a Bill Clinton, Angelina Jolie y Bill Gates. Ahora el pueblo alpino suizo cuenta con una instructora de esquí china de 27 años para atraer al país más populoso del mundo.
 
Song Shuyao, quien empezó a esquiar cuando tenía 12 años, forma parte del grupo de ocho instructores que hablan mandarín contratados por la comisión local de turismo para que este año pasen el invierno en los Alpes suizos.
 
Estoy convencida de que todo el que toque la nieve una vez adorará esquiar”, dijo en entrevista telefónica durante una pausa en su jornada de clases en Davos.
 
Todo el que empiece a amar el esquí exigirá más de las instalaciones y el entorno, por lo cual querrá tratar de esquiar en los Alpes”.
 
Si bien la creciente clase media china es un objetivo para destinos de vacaciones de todo el mundo, el país ha tardado en adoptar el esquí. A medida que el deporte cobra popularidad en China, los centros de esquí suizos tienen las esperanzas puestas en los turistas del país asiático, quienes gastan el doble que los visitantes alemanes.
 
Atraer turistas chinos es crucial para los centros de las montañas suizas, entre ellos Davos, sede del Foro Económico Mundial, que comienza esta semana. El hospedaje en los hoteles suizos durante la temporada de esquí declinó 13 por ciento en los últimos cinco años, según la oficina de estadísticas suiza.
 
En China hay entre 5 y 10 millones de esquiadores activos, y esa cantidad podría duplicarse para 2015, según la comisión de turismo suiza. Aproximadamente el 35 por ciento de los esquiadores chinos planea pasar unas vacaciones en el exterior en los próximos dos años, agregó.
Impresionar a los amigos
 
El atractivo de esquiar forma parte de una tendencia más amplia del turismo chino que se diferencia de los grandes grupos y apunta a viajeros específicos que suelen ser más jóvenes, con mejor nivel de educación y más ricos, según Eric Thun, profesor de Estudios Empresariales Chinos de la Facultad de Administración Said de la Universidad de Oxford.
 
Buscan algo extraordinario con lo que impresionar a sus amigos y vecinos, algo que no todos hayan hecho”, dijo. “En China han surgido algunos nuevos centros de esquí, algunos a escasa distancia de Pekín, pero a nadie se le ocurriría compararlos con los Alpes”.
 
Para Li Ce, un contador de Pekín de 25 años que aprendió a esquiar en 2010, Suiza ocupa el primer lugar entre los centros deportivos extranjeros que le gustaría visitar.
 
“Los centros de esquí son maravillosos y la temperatura no es demasiado baja”, dijo Li en entrevista telefónica durante una pausa en su práctica de esquí en las pistas del centro Genting Secret Garden en Zhangjiakou, ubicado a unas tres horas de Pekín, donde a principios de enero la temperatura era de 20 grados centígrados bajo cero.