Archivo

Casas abandonadas despiertan interés

07 febrero 2014 5:58 Última actualización 16 agosto 2013 5:52

[Sadasi y Ruba, quieren entrar al negocio de la venta / Cuartoscuro]


 
 

Claudia Alcántara
 
 
Sadasi, Cadu, Javer, Ruba, Ara, Desarrollos Comarca, Alo Vivienda y Alafin son algunas de las empresas interesadas en adecuar y comercializar la vivienda abandonada y recuperada por el Infonavit, adelantó la Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de Vivienda (Canadevi).
 
 
Además de acondicionar el entorno urbano, en coordinación con un segundo programa del instituto denominado Rehabilitación del Entorno, las constructoras buscarán vender las viviendas a familiares o conocidos de personas que ya vivan en estos desarrollos, para generar arraigo y evitar un segundo abandono, señaló Fernando Abusaid, presidente del organismo.
 
 

“Tienes clientes potenciales que se quisieran llevar a la tía, a la abuela, a la comadre, al hijo, el mercado potencial es gigantesco y multiplicador, porque en donde vives te gustaría llevarte a un compadre al que quieres que estuviera cerca de tu casa”, comentó Abusaid. Sin embargo, ni el Infonavit ni las empresas, establecen planes específicos para generar empleo o transporte público en las zonas de abandono.
 
 

Abusaid indicó que el programa de Venta e Intermediación de Vivienda Económica (Vive), que busca regresar al mercado 20 mil casas abandonadas adquiridas con un crédito del instituto, ha despertado el interés de alto volumen de desarrolladores grandes y medianos.
 
 

El empresario enfatizó que en una primera fase todas las desarrolladoras buscarán rehabilitar la vivienda abandonada que ellos construyeron.
 
 

Arturo López, presidente de la Comisión de Vivienda de la Coparmex, señaló que en el caso de sus agremiados, cinco de ellos ya están en pláticas con el Infonavit, detalló que son empresas dedicadas a la rehabilitación y comercialización de este tipo de unidades y participarán en el Estado de México, Sonora, Querétaro, Sinaloa y Coahuila.
 
 

El Infonavit tiene 180 mil viviendas abandonadas, de las cuales 20 mil le han sido adjudicadas y las restantes 160 mil están inmersas en un proceso legal para lograr su adjudicación.
 
 

Abusaid estimó que el programa será ideal para trabajadores que ganan entre 1.5 y 2.5 veces salario mínimos, o de edad madura que por lo mismo no alcanzan un nivel de crédito adecuado para comprar una casa nueva.