Archivo

Brecha entre bonos de Pemex y gubernamentales se reduce tras aval a reforma

06 febrero 2014 6:59 Última actualización 16 diciembre 2013 13:29

[La reforma significa la mayor restructuración en más de dos décadas./Bloomberg] 


 
 
 
Bloomberg
 
 
La decisión de México de flexibilizar su control de Petróleos Mexicanos (Pemex) acerca la compañía y al gobierno a los ojos de los operadores de bonos.
 
Los legisladores aprobaron la semana pasada una reforma energética, lo que reduce el rendimiento adicional que los inversionistas exigen para tener los dos mil 740 millones de bonos de Pemex con vencimiento en 2044 en lugar de deuda gubernamental de similar vencimiento a 0.75 puntos porcentuales. Fue la mayor declinación semanal del diferencial desde julio. Los costos crediticios de las compañías petroleras estatales de Brasil y Colombia subieron en el mismo periodo.
 
Las reformas representan la mayor reestructuración económica en casi dos décadas y reducirá la carga impositiva de Pemex, la mayor entre las grandes petroleras del mundo, lo que le permitirá aumentar la inversión y revertir la declinación de la producción.
 
La compañía petrolera estima que las reducciones impositivas podrían llegar a por lo menos 10 mil millones por año, casi 15 por ciento de los 69 mil millones que pagó en 2012.
 
“Todo lo que Pemex necesita es que el gobierno le saque menos”, dijo Joe Kogan, jefe de estrategia de mercados emergentes de Bank of Nova Scotia, que pronostica que la brecha de rendimiento entre Pemex y México se reducirá a un récord de 0.7 puntos porcentuales para fin de enero. “Sin duda mejorará las declaraciones contables, pero también permitirá que la compañía invierta más”.
 
Pemex se negó a hacer declaraciones sobre la reacción del mercado de bonos a la reforma energética.