Archivo

BMV avanza y Wall Street llega a nuevos máximos tras anuncio de la Fed

06 febrero 2014 7:5 Última actualización 18 diciembre 2013 16:3

[El Dow Jones y el S&P 500 marcaron nuevos récords. / Bloomberg / Archivo]  


 

Felipe Sánchez
 
Los mercados accionarios cerraron la sesión con ganancias, impulsados por la decisión de la Reserva Federal de recortar su plan de estímulo en 10 mil millones de dólares a partir de enero.
 
El Índice de Precios y Cotizaciones de la Bolsa Mexicana de Valores concluyó la jornada de media semana con una ganancia de 0.77 por ciento, en 42 mil 079.87 unidades.
 
El movimiento se produjo con un volumen muy elevado de 500.2 millones de acciones y 171 mil 777 operaciones.
 
En la NYSE, el índice Dow Jones repuntó 1.84 por ciento a 16 mil 167.97 unidades, mientras que el promedio S&P 500 avanzó 1.66 por ciento a mil 810.65 puntos. Estos dos indicadores impusieron nuevos récords históricos.
 
La bolsa Nasdaq avanzó 1.15 por ciento a 4 mil 070.06 puntos, su lectura más alta desde principios de septiembre del año 2000.
 
El mercado se comportaba nervioso por la mañana, a la espera del comunicado de la Fed, pero luego de conocerse que decidió recortar su programa de compra de activos de 85 mil millones de dólares a 75 mil millones mensuales a partir de enero, los participantes tomaron las cosas con calma.
 
¿Habrá menores estímulos monetarios? Si, pero el ajuste fue modesto y la incertidumbre se redujo apreciablemente, especialmente después de que Ben Bernanke, presidente de la Fed, señaló que las tasas se mantendrán bajas por un largo tiempo.
 

Bonos reaccionan como era esperado
 
Los bonos del gobierno de Estados Unidos tuvieron una jornada de altibajos, en especial después del anuncio de política monetaria de la Fed, pero finalmente los rendimientos marcaron una clara dirección ascendente, ante la reducción en la compra de bonos del banco central.
 
La nota del Tesoro a plazo de 10 años se cotizó al cierre en 2.885 por ciento, un incremento de 4.2 puntos base con respecto a 2.843 por ciento de un día antes. Inmediatamente después del anuncio, esta tasa se elevó hasta 2.929 por ciento.
 
La señal de una reducción en los flujos monetarios claramente fue el catalizador del repunte en los réditos.