Archivo

Accor planea traer sus marcas de lujo

07 febrero 2014 3:46 Última actualización 02 octubre 2013 5:5

[Su director, Jean Philippe Claret, comenta que Mercure y Pullman Hotels llegarían a México / Arturo Monroy/ El Financiero]


 
Claudia Alcántara
El siguiente año, la cadena de hoteles Accor planea traer a México sus marcas de lujo, luego de consolidar sus planes de expansión en el interior del país y observar un crecimiento del mercado turístico y de negocios de alto poder adquisitivo.
 
La compañía francesa buscará traer la marcas Mercure, en la categoría business class de cuatro estrellas y Pullman Hotels and Resorts, de cinco estrellas, con la cual incursionará por primera vez en destinos de playa.
 
Jean Philippe Claret, director de Accor México, aseguró que analizan llegar al país con dos conceptos con los que han tenido una alta penetración a nivel internacional. Tan sólo Mercure cuenta con 700 hoteles en operación en todo el mundo.
 
El directivo señaló que traer las dos marcas dependerá del interés de empresarios mexicanos, ya que tanto Mercure como Pullman son muy convenientes para la conversión de hoteles ya en operación, o aquellos nuevos e independientes que buscan pertenecer a una cadena.
 
Los planes de expansión de las marcas Ibis y Novotel continúan y van alineados con la meta de llegar a 2015 con 25 hoteles abiertos en México, hasta ahora hay 11 en operación y 16 en fase de proyecto, destacó Claret.
 
Los 16 nuevos hoteles representarían cerca de 96 millones de pesos de inversión, con recursos de terceros inversionistas, estimó en entrevista.
 
“Estamos satisfechos del contexto en general, del posicionamiento de las marcas, de la mayor disposición de inversionistas; gracias a la economía actual, vemos que ya no está tan apretada como lo fue 2009, 2010 y 2011, estamos en un círculo virtuoso creciendo las marcas y completando la red”, expuso Claret.
 
Actualmente están en construcción dos hoteles Ibis en la Ciudad de México, cuya apertura está planeada para el segundo trimestre de 2014 y la empresa firmó convenios para tres hoteles más: uno en los Mochis y otro más en Culiacán, Sinaloa y un tercero en Querétaro.
 
Claret señaló que cuando se implantan industrias como la aeronáutica en el centro del país y se genera un cluster como ha sucedido en Querétaro, se vislumbra un desarrollo económico sostenido y Accor aprovecha el mercado.