AFTEROFFICE
Buena Vida

Ya podrás ver los Grand Slam muy de cerca... si tienes 25 mil dólares

La On-Court Seating Experience, que se estrenará en el Abierto de Australia, permitirá a 16 aficionados ver el juego a ras de cancha, como lo ven los jueces, y tendrá servicio de mayordomo que incluye bebidas y alimentos.
Lizbeth Hernández
12 enero 2017 21:38 Última actualización 13 enero 2017 4:55
(Especial)

La experiencia On Court Seating cuesta 25 mil dólares e incluye servicio de mayordomo. (Especial)

La posibilidad de ver los encuentros de Grand Slam tan cerca como los de la NBA ya no es un sueño. Para esta edición el Abierto de Australia inaugura la On-Court Seating Experience, en la que se podrá estar tan cerca de las grandes estrellas del tenis como lo está un juez durante un partido.

Se trata de una experiencia exclusiva para 16 afortunados. Un lujo que muy pocos pueden pagar. Ver la final masculina en uno de esos asientos, en los que además se tiene un servicio de mayordomo que incluye comida y bebida, cuesta más de 25 mil dólares. Claro, hay precios más accesibles para los demás juegos, que no bajan de 2 mil 500 dólares para las rondas iniciales.

“Es ser parte de la historia del tenis mundial”, se explica en un video en la página oficial del torneo (event.ausopen.com). Desde esa cercanía prácticamente no se pierde ningún detalle. Se escuchan los golpes de las pelotas al estrellarse con las raquetas, el sonido de los tenis deslizándose por la cancha, pero sobre todo los rostros de los tenistas y su manera de reaccionar ante cada jugada.

“Hay muchas actividades dinámicas sucediendo en otros deportes, con estos asientos se llega a donde nadie ha ido antes”, dijo Richard Heaselgrave, director comercial del Abierto de Australia, a The Australian Financial Review.

Los asientos estarán en el extremo sur de Rod Laver Arena, lugar en el que se jugarán las finales. Están en el sitio que se asignaba a fotógrafos de prensa, así lo dieron a conocer diversos medios locales como los periódicos The Herald Sun y The Age.

La experiencia se replica de los juegos de basquetbol de la NBA. Por preciados lugares en la duela, actores como Leonardo DiCaprio o Jack Nicholson han pagado más de 50 mil dólares por asiento.

Paquetes para las finales

Para accesar a estos lugares se puede hacer mediante una operadora de paquetes de lujo para eventos de tenis a nivel mundial. Grand Slam Tennis Tours y TWS Tennis Tours están en Estados Unidos y son opciones para contratar, aunque el servicio también está disponible en la página oficial del Abierto de Australia.

También se ofrecen paquetes más accesibles para asistir a las finales, para las que todavía hay lugares. El tour propuesto por Grand Slam Tennis, del 24 al 30 de enero, incluye la estancia en Melbourne en hotel de cinco estrellas, cenas de bienvenida y despedida, tour por la ciudad, y tres boletos de primera categoría para asistir a dos semifinales, la final femenil y varonil, por un precio de 7 mil 275 dólares.

TWS ofrece un paquete con cuatro noches de hospedaje en Melbourne con boletos categoría 1 a la sombra para asistir a la final femenil y varonil, por 3 mil 250 dólares. El paquete es del 26 al 30 de enero.

Renovación total

Experiencias gastronómicas durante los partidos, atracciones para niños, sofisticados juegos de luces, conciertos vespertinos y una mejor conexión con la ciudad son parte de las novedades del Melbourne Park, centro deportivo y de entretenimiento en donde se realiza cada año el Abierto de Australia.

Regresa el Live Stage, conciertos al aire libre con propuestas musicales que van del rock, al pop y la música electrónica. Cada tarde se presenta un grupo diferente.

Para goce de los pequeños está el AO Ballpark, con atracciones como una zona de Lego, muro para escalar y un arenero.

Además se instalaron paredes de cristal para que los aficionados puedan ver a los jugadores durante sus entrenamientos.

Desde las primeras rondas en el Rod Laver Arena se ofrecerá un espectáculo de luz y sonido que antecederá a los juegos. La propuesta es del productor australiano Ned Beckley, con 200 luces móviles instaladas en la parte superior y en los pasillos del estadio.

Además, las pantallas gigantes ubicadas en Garden Square reproducirán imágenes en tamaño real de los jugadores.
Con todo ello, los organizadores esperan superar el récord de asistencia.