AFTEROFFICE
CulTURA

Un banquete en el que
el tamal es el primer actor

La Feria del Tamal actualmente se lleva a cabo en el Museo Nacional de Culturas Populares en Coyoacán hasta el domingo 2 de febrero.
Silvina Espinoza de los Monteros
31 enero 2014 10:45 Última actualización 02 febrero 2014 9:58
Feria del Tamal. (Cuartoscuro/Archivo)

En la Feria del Tamal podrás probar versiones de este platillo de diversos estados mexicanos y de países latinoamericanos. (Cuartoscuro/Archivo)

Con el propósito de mostrar la diversidad producida en 10 estados de la República Mexicana, además de seis países latinoamericanos: Chile, Bolivia, Colombia, Honduras, Nicaragua y Panamá, los organizadores se muestran complacidos de reunir esta variedad de sabores, capaces de sacar de la rutina a los paladares más exigentes.

Tanto en un espacio cerrado como en el patio del Museo, los distintos pabellones ofrecen extravagantes manjares como los tamales de hormiga chicatana de la costa oaxaqueña, los elaborados con gusanos de maguey o los de xonpantle provenientes de Morelos; los "vaporcitos" con salsa habanera de Yucatán, los chiapanecos tamales de chipilín, los "humitas" chilenos o el ya tradicional "nacatamal" originario de Honduras.

Diana Dávila, una visitante de esta Feria que ya cumple su vigésimo segunda edición, dice que le parece buena idea "que se promueva la cultura de otros países y que haya un intercambio, porque al platicar con los expositores nos han dicho cómo preparan las cosas, qué es lo tradicional, en qué zonas de su país se da determinada fruta como el maracuyá. Son cosas que a lo mejor uno no encuentra en un libro".

Y añadió: "Ya probamos los tamales de fresa de Colombia y los de cereza de Chile, están deliciosos. Lo bueno de esto es que uno toma nota y aprende a preparar cosas diferentes".