AFTEROFFICE
buena vida

Tomar agua también es todo un arte

El diseñador de moda Alexander Wang transforma la botella de una marca francesa. Wang creó una en blanco y la otra en negro, con un diseño clásico en sus colecciones femeninas: un código de barras con el logo de la marca.
Myrna I. Martínez
16 septiembre 2015 21:16 Última actualización 17 septiembre 2015 5:0
El concepto busca resaltar la pureza del agua a través de un juego de líneas minimalista. (Cortesía)

El concepto busca resaltar la pureza del agua a través de un juego de líneas minimalista. (Cortesía)

El diseñador Alexander Wang, además de celebrar una década de haber creado su marca en Nueva York, lanza dos botellas de edición limitada con agua Evian, con lo que se convierte en el noveno artista en hacerlo.

Wang creó una en blanco y la otra en negro, con un diseño clásico en sus colecciones femeninas: un código de barras con el logo de la marca. El concepto busca resaltar la pureza del agua a través de un juego de líneas minimalista.

Nacida en los Alpes franceses, esta agua es filtrada naturalmente durante 15 años por los glaciares. Esa imagen es la que desea transmitir a través de los diseños que ha lanzado desde 2008, acompañado de algunos artistas y diseñadores de moda emblemáticos. Entre ellos Paul Smith, Jean-Paul Gaultier y KENZO.

Alexander Wang, quien fue considerado en 2009 el diseñador de ropa femenina del año en los CFDA Fashion Awards, fue elegido, además por ser de los jóvenes más importantes en el mundo de la moda actualmente, por el enfoque arquitectónico y minimalista que brinda a sus creaciones.

“Siempre he sido curioso en explorar el diseño en otras áreas que no están relacionadas con la moda. Habíamos hecho previamente muebles y colaboraciones relacionadas con la tecnología, pero el diseño de un producto fue un reto nuevo”, dijo en entrevista para la firma.

“Queríamos crear algo limpio, con líneas arquitectónicas que tuvieran pureza y simplicidad y al mismo tiempo que interactúen con la reflexión y dinámica del agua. Se convirtió en una especie de híbrido de logo-código de barras, con líneas que también dan la impresión que el logo está goteando”.

El diseñador realizó 10 prototipos distintos hasta llegar al diseño final, el cual estará a la venta en 55 países, incluyendo México, a partir de noviembre. Sólo se producirán poco más de 1 millón de botellas.

Las presentaciones que estarán disponibles en el país son vidrio y PET Prestige. Aún no se sabe si llegará la botella de lujo de 1.5 litros hecha a mano.