AFTEROFFICE
DEPORTES

Serena Williams, reina del deporte blanco

Galardonada como mejor tenista de 2014 por la International Tenis Federation, la atleta estadounidense es fuerte en cualquier terreno que se encuentre. Su historia de vida es dura, igual que su desempeño en la cancha. 
Domingo Aguilar
23 diciembre 2014 20:7 Última actualización 24 diciembre 2014 5:0
Serena Williams, la reina del deporte blanco. (Reuters)

Serena Williams, la reina del deporte blanco. (Reuters)

Ni las balas de Compton pudieron evitar que Serena Williams se abriera camino dentro de las canchas de tenis. La menor de cinco hermanas nació en Saginaw, Michigan, pero creció en el barrio de Los Ángeles, que posee uno de los niveles de criminalidad más altos de Estados Unidos.

Su papá, Richard, fue su primer entrenador y el hombre que la encaminó a que ahora sea la mujer que más dólares ha recaudado en premios de torneos desde que existe la WTA (septiembre de 1970).

Serena comenzó como profesional a los 14 años, pero se coló hasta el 100 del ranking hasta los 16. Esa posición contrasta con el actual primer lugar, del cual no se desprende desde el 18 de febrero de 2013, desempeño que le ha hecho sumar 220 semanas como líder de la lista y mantenerse al acecho de su compatriota Chris Evert, quien estuvo 262 en la cima.

En 1999, a los 18 años, consiguió su primera corona en uno de los cuatro torneos grandes: el US Open. Quince años después, este 2014 alcanzó su sexto título en este torneo.

Sus actuaciones la alejaron de Compton. Sin embargo, el condado será una cicatriz que no sanará para la máxima ganadora de los Abiertos de Australia (5) y de Estados Unidos (junto con Chris Evert). Yetunde, la mayor de sus hermanas, murió asesinada en 2003 cuando cruzaba la zona donde creció. Ese mismo año se llevó el Grand Slam de Oceanía y el de Wimbledon.

La galardonada como mejor tenista de 2014 por la International Tenis Federation está a cuatro títulos de Grand Slam de convertirse en la máxima ganadora de le época abierta (Steffi Graf acumuló 22).

La actividad física de alto rendimiento no ha hecho que Serena descuide su lado personal, desde participar en Venus & Serena for Real (reality show de las tenistas) hasta concretar su afición por la moda con diseños rubricados por ella. La estadounidense colaboró con Nike hace una década para idear unas prendas y, más recientemente, en enero de este año, la marca de lencería australiana Berlei la contrató para modelar y crear.

Serena Williams, luchadora de la arcilla, el césped y el cemento, leyenda del tenis con todavía calendario que cumplir, ha sido capaz de superar lesiones en rodillas, tobillos e inclusive una embolia pulmonar en 2011.

Nació hace 33 años, ha tenido altibajos, pero su entrenador Patrick Mouratoglou la ha convertido en la mejor del planeta. Los 86 títulos en sus vitrinas (en dobles y singles), cuatro medallas de oro (una individual y tres junto a su hermana, Venus) la erigen como una de las máximas figura del deporte blanco.

Serena Williams, reina del deporte blanco.